Política

Tienen en la mira a chofer involucrado en negociado con Dinac

El Ministerio de Desarrollo Social pidió un dictamen jurídico y puso a disposición de Recursos Humanos a Carlos Franco Vera, quien figura como directivo de la firma que proveyó los costosos tapabocas.

El chofer contratado desde el 2017 en el Ministerio de Desarrollo Social (MDS) Carlos Alberto Franco Vargas figura como alto directivo de la empresa Proyectos Global SA, la que fue adjudicada para la provisión de tapabocas sobrefacturadas a la Dirección Nacional de Aeronáutica Civil (Dinac).

Franco Vargas, junto con Katherine Pamela Toñánez Vera, presidenta de la firma, ganaron la licitación para proveer a Dinac 4.000 mascarillas a G. 29.990 por unidad. El precio es superior a lo que ofertaba en el mercado a precio mayorista, según concluyó la Secretaría Nacional Anticorrupción del Gobierno, a cargo de René Fernández.

Desde el Ministerio de Desarrollo Social informaron ayer que el funcionario está a disposición de Recursos Humanos y que se aguarda el dictamen de la Asesoría Jurídica para tomar una determinación.

La Secretaría Nacional Anticorrupción había solicitado un informe al ministerio cuando empezó a investigar la denuncia que salpicó la gestión de Édgar Melgarejo. Este último no tuvo otra salida que presentar una renuncia a la Dinac luego de la intervención del Ministerio Público.

A finales de abril, la Fiscalía tomó la determinación de imputar a Melgarejo por la supuesta comisión de hecho punible de lesión de confianza. Además del funcionario del Ministerio de Desarrollo y su compañera que figura al frente de la empresa proveedora.

CONCLUSIÓN. La Secretaría Anticorrupción concluyó su informe sobre las sospechosas compras en donde observó que efectivamente las mascarillas fueron adquiridas en un 100% superior al costo del mercado.

Se detectó una serie de inconsistencias como que no constan antecedentes de que la Dinac haya cursado invitaciones a otros oferentes y que la única firma que presentó la oferta del producto fue la representante legal de Proyectos Global SA.

Esta firma no realizó ninguna actividad comercial con anterioridad a la licitación hecha en la Dinac.

Anticorrupción puntualizó que resulta llamativa la cadena de comercialización de los productos adquiridos en un breve plazo de 48 horas. Observó que la empresa invitada y adjudicada por la Dinac no posee antecedentes comerciales, “lo cual se infiere con la numeración de los documentos emitidos por la misma y las fechas de los timbrados. Además de que la persona que figura como un alto directivo de la firma figura como conductor contratado de un ente del Estado”, apuntó Fernández.

La Dinac debió fundamentar en el momento de la adquisición la compra fuera de los rangos máximos fijados por Salud de las mascarillas tipo PFF2, cuyos costos estaban fijados en G. 15.000 por unidad, pero la entidad las compró por G. 29.990.

El caso de las compras en la Dinac fue el primer escándalo de corrupción que golpeó la administración de Mario Abdo en el marco de la pandemia.



Dejá tu comentario