Economía

PGN 2023: Se prevé destinar USD 1.000 millones a obras

El Estado destinará unos USD 1.000 millones a las obras públicas en 2023, de acuerdo con el proyecto de Presupuesto General de la Nación (PGN) que está cerrando el Ministerio de Hacienda.

Si bien ese nivel de inversión es menor en más de USD 200 millones a lo previsto dentro del plan de gastos de este año, el monto está en línea con la meta anual que se tenía antes de la pandemia, según explicó el viceministro de Economía, Iván Haas, tras la presentación del informe de situación financiera del Estado (Situfin) a julio.

Con esto, la idea del Ejecutivo es que las obras públicas sigan generando mano de obra intensiva, tengan un efecto multiplicador a través de la cadena logística detrás del sector de la construcción y permitan achicar la brecha que existe en infraestructura en comparación a la región.

Se prevé destinar USD 1.000 millones a obras.png

De acuerdo con los datos oficiales, antes de la pandemia las inversiones públicas se mantenían en un promedio anual de entre USD 550 y USD 650 millones, lo que trepó a los USD 1.020,6 millones en 2019 para hacer frente a la recesión interna. Ese monto siguió en aumento para fomentar la reactivación tras la pandemia y llegó a los USD 1.278,6 millones en 2020 y USD 1.154,5 millones en 2021: Mientras que para este año se estima alcanzar los USD 1.261 millones (ver la infografía).

Presentación. El Ministerio de Hacienda empezó la semana pasada la consolidación general de los ingresos y gastos de las instituciones públicas para cerrar el proyecto de ley de PGN para el 2023. El documento debe ser presentado al Congreso a más tardar el 1 de setiembre.

La cartera que lidera el Equipo Económico Nacional realiza esta tarea s obre una base de expansión del Producto Interno Bruto (PIB) del 5,2% y una inflación del 4,2%.

Si bien estos números implicarían un crecimiento de las recaudaciones tributarias, el plan de gastos público también requerirá nuevamente de endeudamiento para financiar las inversiones y el servicio del pasivo próximo a vencer.

En ese sentido, el Gobierno tiene en mente tomar nueva deuda por unos USD 600 millones y volverá a incluir en el articulado la posibilidad de sobrepasar el tope del 1,5% de déficit, y en esta ocasión, prevé llegar hasta el 2,3%, en línea con el plan de convergencia del Gobierno.

El Ejecutivo, además, se encuentra buscando recursos adicionales por USD 50 millones para mantener los 12.000 contratos hechos con el personal de blanco en pandemia.

Dejá tu comentario