Economía

Obras de viaductos registran retrasos y se encarecieron

En octubre del 2018 se iniciaron las obras de mejoramiento del sistema de seguridad de los tres viaductos ubicados en la avenida Madame Lynch (4 Mojones, Eusebio Ayala y Mariscal López) y los trabajos, que están a cargo de la empresa Concret Mix, debían estar totalmente terminados en 12 meses.

Sin embargo, hasta ahora no culminaron las tareas y la zona de obras está prácticamente abandonada, según se pudo corroborar en un recorrido de este diario por el lugar. El plazo ya se cumplió en octubre del año pasado, pero las obras no tienen plazo de terminación, según confirmaron desde la empresa contratista.

El retraso se debe a la falta de materiales para el montaje de las barandas, debido a que las mismas son importadas de Europa, concretamente de Italia, y los bloques que faltan todavía no llegaron al país, según señaló a este diario el ingeniero Sergio Escobar, jefe de obras de la contratista.

“Tenemos todavía problemas en la provisión de materiales, todavía nos está faltando dos contenedores de los cuales estamos pendientes. Las bandas se traen de Italia, y tiene su proceso de fabricación y no es tan rápido porque primero se fabrican en Italia y después se pintan en España; recién después vienen al país”, expresó.

Siguió: “Esa es la causa del retraso y esperemos que en un mes nos lleguen los materiales que nos hacen falta, pero no queremos dar plazo de culminación de la obra porque dependemos de estos materiales”.

En este sentido, el profesional señaló que en total se tienen que instalar 3 km de barandas, de los cuales ya instalaron un 80%. Mencionó que falta completar las barandas de los viaductos de Eusebio Ayala y Mariscal López y solo el de Cuatro Mojones está terminado.

PELIGRO. En el recorrido de ÚH se pudo corroborar que ningún obrero trabaja en los tres pasos a desnivel y los transeúntes denunciaron que las obras están desatendidas desde hace meses, después de todo el caos que se generó al tránsito en la zona.

Desde Concret Mix aseguraron que trabajan de noche, pero esto se da solo por unas horas, según los vecinos y solamente en los viaductos de Mariscal López. Asimismo, se pudo notar que los viaductos de Eusebio Ayala y Mariscal López no tienen protección y se vuelven un peligro para los automovilistas.

“Ya no generamos problemas al tránsito porque trabajamos de noche. En enero, los trabajos nocturnos se centraron en los dos viaductos sobre Mariscal López, donde avanzamos bastante”, expresó Escobar.

SOBRECOSTO. Vale señalar que el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) adjudicó estas obras en mayo del 2018 por G. 16.628 millones, durante la administración de ex ministro Ramón Jiménez Gaona, y actualmente ya registró un sobrecosto de G. 3.105 millones (18,6%), que fue autorizado por el actual ministro, Arnoldo Wiens.

Escobar explicó que el incremento se dio por obras que se agregaron al proyecto original, concretamente la ampliación de los pasos peatonales de los viaductos.

“Se modificaron las cantidades porque tuvimos que modificar la estructura de la pasarela peatonal. Evidentemente, al colocar las barandas, los pasos peatonales que tienen los viaductos se redujeron y tuvimos que ensanchar, lo que afectó el monto del contrato”, agregó.

El flujo vehicular que recibe la avenida Madame Lynch está en el orden de los 60.000 vehículos por día, según los datos del MOPC. Esto atendiendo a que en la arteria están ubicados establecimientos comerciales y el flujo automotor es alto.

Dejá tu comentario