Economía

Objetan apuro de MOPC para construir puente en Chaco’i

 

El Colegio de Arquitectos del Paraguay (CAP) cuestionó el apuro con el que el titular del MOPC, Arnoldo Wiens, está pretendiendo construir el puente de USD 200 millones entre Asunción y Chaco’i, infraestructura que beneficiará principalmente al empresario Conrado Hoeckle, asesor ad honórem del presidente de la República, Mario Abdo Benítez.

“Ya se habla de una licitación casi cerrada, se da como hecho, a un proyecto que ni siquiera fue validado a nivel profesional y gremial. Nadie tuvo acceso al estudio de factibilidad completo como para discutir punto por punto, con una precisión técnica del plan”, expresó el arquitecto Rodrigo Resck, miembro del mencionado colegiado.

Resaltó que el puente, tal como fue presentado, representa muchísimas dudas y cuestiones, y que no responde a las prioridades del gasto público en un Estado de derecho. “Cabe preguntarse si este puente cuenta con el grado de prioridad necesario, frente a otras múltiples necesidades y oportunidades del país”, refirió.

Al ser consultado sobre influencias políticas para forzar el trazado del puente, mencionó: “Ante la noticia de que hay un grupo pequeño de beneficiados directos, vinculados al Poder Ejecutivo, la pregunta es que si no consiguen contestar los cuestionamientos del proyecto, la ciudadanía piense otra cosa, de que esto responde a intereses muy direccionados”.

Por otro lado, el profesional señaló que el proyecto no promueve soluciones al déficit habitacional. “Este proyecto no incentiva la resolución del déficit habitacional. De hecho, va en la dirección opuesta a lo analizado, debatido y acordado en la reciente Política Nacional de la Vivienda y el Hábitat (2018)”.

ESPECULACIÓN. Al mismo tiempo, Resck enfatizó que no existe una demanda real a escala metropolitana por habitar Chaco’i y que el proyecto del puente, tal como está propuesto, estimula la especulación inmobiliaria y la sobre-explotación territorial de un área de humedales, que son naturalmente inundables y que constituyen territorios que deberían estar protegidos por la legislación por su calidad ambiental y su valor estratégico y económico en tanto recursos a mediano y largo plazo. “Los futuros habitantes de estas zonas deberán enfrentar los mismos problemas que aquejan a los actuales pobladores de Nanawa, Puerto Falcón y Chaco’i. Problemas que además han sido históricamente desatendidos por el Gobierno Central, a pesar de que cíclicamente ocasionan penosos escenarios sociales, gastos y pérdidas con cada inundación, como es de público conocimiento”, lamentó Resck.

Instó a las autoridades a establecer en la brevedad un panel público de discusión y la realización de los estudios y evaluación de alternativas a las que hubiere lugar, de modo a asegurar que la inversión pública brinde los máximos beneficios sociales, ambientales y económicos a todos los sectores de la sociedad.

El puente entre Asunción y Chaco’i se proyectó en la zona del banco San Miguel; sin embargo, el MOPC pretende construirlo en la zona de Primer Presidente, en la rotonda donde termina la segunda etapa de la Costanera Norte.

Dejá tu comentario