Mundo

La pandemia retrasó un año el nivel educativo de alumnos

 

La pandemia del Covid-19 y las clases a distancia han podido generar el atraso de un año en el nivel educativo del alrededor del 70% de los alumnos de todos los niveles, según un estudio difundido ayer domingo.

De acuerdo con datos de la Unesco, la pandemia del Covid-19 obligó al cierre masivo de escuelas e institutos educativos para más de 166 millones de estudiantes en América Latina, con lo que se implementaron clases a distancia en muchos casos.

A esto hay que sumar la brecha de conectividad en cada país, que en el caso de México —con 30 millones de estudiantes—, las cifras oficiales calculan que el 24% de alumnos entre 7 y 17 años no tienen acceso a internet. A su vez, el 4% no cuenta con televisión, por lo que no pueden estudiar a distancia durante las medidas adoptadas por la emergencia sanitaria.

EVALUACIONES. Según un estudio de la empresa de enseñanza Kumon, siete de cada 10 alumnos en México y otros países habrían visto reducir su nivel académico con ese sistema, y se podría hablar de atraso de un año en su nivel o aprovechamiento, lo que es necesario revertir con exámenes de evaluación y clases extraescolares y residuales.

Mario Morales, especialista en Educación, puso de ejemplo al estado mexicano de Nayarit, donde el gobierno local proyecta evaluaciones de diagnóstico y cursos para los alumnos antes del regreso a clases. Esto ayudará a que los docentes puedan identificar el nivel de aprendizaje que cada estudiante adquirió en la modalidad a distancia, y observar en qué materias y temas se atrasaron o hay un aprendizaje bajo para reforzarlos.

EL APRENDIZAJE. Los alumnos necesitan desarrollar habilidades para aprender de forma autónoma, sobre todo en materias como matemáticas, donde se puede advertir un menor aprovechamiento en general, destacó. “Debemos ver las áreas de oportunidad en el aprendizaje de los alumnos, por lo que las actividades extraescolares con propósitos académicos se convierten en un pilar necesario para fortalecer la autodisciplina y mejorar el aprovechamiento académico de los estudiantes”, reiteró.

La pandemia creó una “tormenta perfecta” para el aumento de la violencia hacia los más pequeños: aislamiento en casa, problemas económicos y estrés familiar, todo en medio de una cultura de maltrato muy arraigada en la región, explicó el investigador doctoral de la Universidad de Harvard (EEUU), Jorge Cuartas.

Dejá tu comentario