24 may. 2024

La Guarida: Un refugio masculino en la urbe

Agosto es un mes de celebraciones y una de las fiestas más grandes se vivió en las instalaciones de La Guarida Barbería. El espacio para caballeros celebró siete años de servicios de excelencia, en el ambiente distendido que lo caracteriza.

_DSC3230.JPG

“Hace siete años empezamos con este idilio barbudo”, cuenta sonriente Tote Pascual, creador de la icónica peluquería Raio Bemba y de la barbería La Guarida. Lo primero que uno nota al entrar al local es la decoración, que fue ideada por él mismo junto con su esposa, Vivi Marín, la denominada “arquitecta de la esencia guarida”.

_DSC3355.JPG

Tote y Vivi evocaron con mucho éxito aquellos antiguos refugios de “malandrines”. “En esos lugares había más librepensadores y artistas que malandros reales, pero se juntaban en el marco de una barbería”, explica el profesional.

Lea más notas: www.pausa.com.py

Con la nostalgia como herramienta principal, comenzaron a tejer una narrativa rica en recuerdos e hilvanando objetos rescatados de otras épocas. Cada elemento que se aprecia en sus rincones tiene una historia real detrás, un cuento con matices propios que aporta a un claro concepto: todo tiempo pasado siempre fue mejor.

En sus paredes vemos cuadros y afiches de deportes como el boxeo, con homenajes a grandes eventos como Ali vs. Frazier, que se aprecian desde sillones y sofás con tapizados clásicos. Los muebles están cargados de los elementos del oficio de tiempos anteriores, como navajas originales.

Esta filosofía encaja perfectamente en sus paredes. La arquitectura que alberga a los barberos y otros profesionales de La Guarida proviene también de otras décadas; su hermosa ochava es representativa de aquella Asunción de antaño. Hoy, con la característica G del logo de la barbería, es verdaderamente reconocible en el barrio.

“Nos gusta pensar que logramos abrir un portal y que cuando lo cruzan están en un espacio-tiempo distinto del que vienen. En pocas palabras, buscamos desconectarles de su rutina”, resume Tote.

fachada.JPG

De tradición raiana

La Guarida llegó en un momento en que este servicio no era tan común y, claro, este fue un factor decisivo para su éxito. Aun así, Tote reconoce que el espacio pionero se dio dentro mismo de la peluquería. “Antes de que se instalara toda la movida de barberías, nosotros ya la habíamos probado con La Barbería de Raio Bemba. ¡Esa fue la verdadera pionera! Que a La Guarida le vaya bien, creo, responde a su autenticidad más que cualquier cosa”, aclara.

“La Guarida tiene a Raio en su ADN. La esencia de ambas propuestas está en la experiencia. ¿Qué tienen en común? Lo mismo que una madre con su hijo”, agrega.

Como en Raio Bemba, el foco está en el disfrute de los clientes. Un caballero puede recibir un lavado con masajes ultrarrelajantes antes de su cita para un corte o recorte; o pasar al sillón, el trono de cada visitante de La Guarida, a disfrutar de un ritual de barba; y también darse un trato más especial con manicura y exfoliaciones pensadas especialmente para sus necesidades. A todo esto se le suma un bar interno, privado y exclusivo, que hace foco en cervezas de calidad y buen café.

Disfrutá de este espacio único y acogedor en General Garay 509 esquina Moisés Bertoni. Agendá una cita al (021) 614-782 o bien por WhatsApp al (0971) 656-656.

Por Patricia Luján Arévalos. Fotografía: Fernando Franceschelli.

Más contenido de esta sección
Si hay algo que las mapaternidades y personas cuidadoras se cuestionan constantemente es si están haciendo las cosas bien. La respuesta es clara, aunque aceptarla puede ser complicado: la realidad es que no se sabe. Para entender mejor de dónde surgen estas dudas y cómo manejarlas, decidimos consultar con una voz experta en psicología infantil, la licenciada Belén Espínola.
El acto de regalar es un gesto cargado de empatía y conexión. Más allá del intercambio de objetos, simboliza el aprecio y el reconocimiento de la otra persona. ¡Y cuánto más si se trata de obsequios con propósito, con cuya compra apoyamos una causa comunitaria! Conocé a Nuestras Manos, una tienda con valor social.
Para ella, el ring no es un lugar desconocido. Con los gestos automáticos que solo pueden surgir después de años de práctica, se venda las manos —el vendaje debe estar tenso, pero sin excederse—, se calza los guantes, los ajusta y ya está lista para el cuadrilátero. Hoy conocemos a nada más y nada menos que una de las 10 mejores boxeadoras del mundo: Minerva Montiel.
Esta tradicional feria del libro binacional se constituyó como un espacio de identidad cultural que aboga por la descentralización de las producciones y los y las escritoras. El intercambio activo que se da en este sitio contiene un gran valor sociocultural, y consiste en una apuesta que cada año se renueva, hacia la industria literaria regional.
Previo a la existencia del gran museo de ciencias del Paraguay, el MuCi, llega San Cosmos, un planetario digital de alta tecnología para apreciar la magnitud del universo a través de shows para todo tipo de público. El cofundador y presidente del MuCi, Dave Peery, nos comenta más sobre la realización de este proyecto de alta envergadura e importancia para la divulgación científica en el país.
Sobre la calle Mariscal López se encuentra la Casa de la Integración de CAF, banco de desarrollo de América Latina y el Caribe. Desde octubre, alberga una colección de piezas que representan el arte paraguayo en sus distintas facetas.