Arte y Espectáculos

Importantes valores deja como legado Humberto Rubin

Emotiva despedida para Humberto Rubin, uno de los más emblemáticos referentes del periodismo local, ofrecieron ayer familiares, amigos, artistas y  oyentes del radialista.

Humberto León Rubin Schwartzman, destacado periodista y locutor de radio, conductor de tevé, recibió un último adiós ayer a la mañana de familiares, amigos, colegas, artistas, políticos en la que es su última morada, el cementerio iraelita de La Recoleta. Falleció el lunes último.

En sus más de seis décadas de trayectoria en el ámbito periodístico, ganó adeptos de varias generaciones y muchos destacan importantes valores que cultivó y deja como legado.

El pilarense, nacido en mayo de 1935, dio sus primeros pasos en el rubro de la comunicación muy joven. “Gaspar Aníbal Noguera me contó que debutó el 1 de mayo de 1950 en radio Cáritas, aún tenía 14 años, ese año cumplía 15, y pocos años después empezó con su locura de fundar una radio (1962) siendo veinteañero”, dijo a ÚH Leo Rubin.

Leo también recordó momentos audaces de su padre en el periodismo, como sus coberturas de la muerte de Robert Kennedy, la participación de Víctor Pecci en la final de Roland Garros o la entrevista que logró con Juan Domingo Perón. “Él se lanzaba”, señaló.

Rubin también fue animador de tevé e incursionó en casi todas las radios paraguayas (Comuneros, Guaraní, Cáritas), antes de fundar Ñandutí, que sufrió persecución del gobierno estronista que incluso la clausuró en el año 1983.

Una emocionada Pelusa Rubin dijo en el funeral que Humberto les enseñó valores como la honestidad, amor a la familia, solidaridad, respeto al trabajo, el perdón, “sobre todo, a no tener rencor por nadie”, destacó entre lágrimas, y agradeció por todo lo que le brindó en vida, y a los presentes, por el cariño demostrado a su padre.

A su turno, Armando Rubin también agradeció todo lo que le enseñó su hermano Humberto y dijo que “fue un ejemplo de vida”. Familiares también puntualizaron que supo honrar el judaísmo y a la tierra de Israel dando espacio siempre a las noticias de Jerusalén.

UNA GRAN HUMANIDAD. Leo Rubin enfatizó los valores humanos que deja como legado su padre, más allá de su ardua lucha por la democracia en Paraguay, y espera sea recordado por las nuevas generaciones.

“De una sencilla conversación con mi madre (Gloria), y la preocupación por la deforestación, nació el proyecto A Todo pulmón, que hoy supera los 50 millones de árboles. Para mí este proyecto es algo hermoso. También queda ese amor por los animales -prosigue Leo-, él mantenía a 300 patos, gansos, en Ñu Guasu. Además, fue un superabuelo al que le encantaba estar con sus nietos, y un sufrido hincha del Club Guaraní”.

El músico Ricardo Flecha remarcó el rol de Humberto como ciudadano ejemplar. “Fue un innovador en la radio, dando micrófono abierto a la gente para que se pueda expresar en un momento tan complicado como era el de la dictadura, aportó a la libre expresión”, valoró.

También destacó el apoyo que ofreció a los artistas, con lo que estuvo de acuerdo con el maestro Luis Álvarez. “En sus medios siempre tuvimos el apoyo necesario, él comprendía las penurias que pasamos en un medio tan difícil para la música y el teatro, áreas que él quería muchísimo”, manifestó.

Su aporte en lo referente a valorar la naturaleza y “el saber, el conocimiento”, fue resaltado por Nancy Ramírez, directora de la escuela Manuel Ortiz Guerrero, que estuvo en el sepelio con alumnos de la entidad a la cual le tenía mucho cariño Rubin.

humberto rubin muerte.jpg

Dejá tu comentario