Política

Heridos y detenidos en O’Leary tras asunción de nuevo intendente

 

Cuatro personas fueron aprehendidas en la tarde de ayer tras una escaramuza entre agentes antimotines y seguidores del intendente destituido de esta ciudad, el liberal Francisco Amarilla, donde también hubo heridos con balines de goma.

Los incidentes se registraron horas después de que asumiera como nuevo intendente Everaldo Acosta, concejal colorado, designado a fines de diciembre por una mayoría de siete concejales, por ausencia del intendente.

Amarilla tiene restricción de acercarse al centro urbano de la localidad por una orden judicial y se encuentra fuera del distrito desde hace un mes. Está imputado, con orden de captura y pedido de prisión por abuso sexual en niños, sobre la base del resultado de la cámara Gessel realizada a la víctima.

Los seguidores de Amarilla se reunieron desde hace varios días frente a la administración municipal para evitar que Acosta ingrese al predio, hasta que en la mañana de ayer una dotación de antimotines de la Policía cercó el lugar y posibilitó el acceso del nuevo intendente. Tras el acto, los oficialistas denunciaron que se concretó un golpe a la administración comunal.

El incidente se registró alrededor de las 14.30, cuando los manifestantes arrojaron huevos y objetos contundentes como piedras y palos, además de explotar petardos contra los antimotines que protegían a los concejales para abandonar el edificio municipal.

Dos policías acusaron golpes en la cabeza, lo que derivó en la reacción policial que disparó balines de goma y lanzó gases lacrimógenos contra los manifestantes. Entre los aprehendidos se encuentran Francisco Amarilla, hermano gemelo del intendente destituido, Juvenal Pérez, Isabelino Báez y Wilmar Florentín. Mientras que la Policía informó que los suboficiales Rafael Arce y Jorge Vera acusaron heridas.

Los aprehendidos fueron enviados al Centro de Salud de O’Leary, para luego ser trasladados a la Dirección Policial del Alto Paraná por medidas de seguridad.

EL CASO. La defensa de Amarilla logró trabar el tratamiento del pedido de prisión con un recurso de reposición y apelación en subsidio. La orden de captura no está en el sistema de la Policía Nacional, por cuestiones que están siendo investigadas por el Ministerio Público.

La jueza Guillermina Ramírez, del Juzgado de la Niñez y Adolescencia, ordenó la prohibición de acercamiento a la víctima en un radio de 50 kilómetros en el marco de una medida de protección y apoyo. La víctima y la sede municipal están en el centro urbano de O’Leary.

En ese contexto, 7 concejales designaron a Acosta como intendente, hasta que Amarilla solucione su problema.

Dejá tu comentario