Sucesos

Guardia mató a dos hombres y luego asaltó una gasolinera

 

El guardia de seguridad de un motel mató a escopetazos a dos personas, en una ronda de tragos, en una vivienda ubicada sobre las calles Los Florales casi Teniente Salinas, del barrio Kennedy de Capiatá, en el Departamento Central.

Luego del hecho, el presunto asesino asaltó una estación de servicio en su camino de huida.

El doble homicidio ocurrió cerca de las 19:50 del sábado. Resultaron víctimas fatales, Roberto Ramón Montiel Sosa (48) y Máximo Villalba Duré (49).

De acuerdo con datos de lo ocurrido, las dos personas que resultaron víctimas compartían una ronda de tragos con el supuesto atacante, de nombre Guido Ramón Portillo, quien ese día se encontraba libre de su labor como guardia de seguridad en un motel que estaba enfrente del sitio donde compartían tragos.

Un testigo manifestó que Portillo tuvo una discusión con las víctimas, se retiró del lugar y luego volvió con una escopeta, con la cual le disparó primero a Montiel. En ese momento, Villalba intentó escapar, pero también fue baleado y falleció. Consumado el hecho, el hombre huyó del lugar en una motocicleta.

Ambas víctimas recibieron los disparos en la cabeza y fallecieron de forma instantánea, según intervinientes.

ASALTÓ GASOLINERA. Cerca de las 20:00, la Policía Nacional informó que en su huida el supuesto homicida asaltó una estación de servicios en la ciudad de Capiatá.

En el lugar redujo a una trabajadora con la escopeta que había utilizado para ultimar a Montiel y a Villalba, abandonó su biciclo y luego se dio a la fuga en un vehículo que aparentemente era de su cómplice.

El agente policial Héctor Espínola, quien intervino en el suceso, manifestó a Telefuturo que la investigación actualmente tiene tres vertientes, debido a que hay informaciones del doble homicidio que no coinciden; sin embargo, por una cuestión investigativa se abstuvo de dar detalles.

“Vamos a ver el circuito cerrado que se incautó, para que la Fiscalía pueda someterlo a análisis”, mencionó.

Un vecino del lugar declaró que el guardia en cuestión hace poco salió de la cárcel y una sobrina de los fallecidos criticó el encubrimiento de los propios familiares del guardia, que son oriundos de la zona.

El caso se encuentra a cargo del fiscal Víctor Villaverde, de la Unidad Penal Nº 4.

Dejá tu comentario