Economía

FMI: La economía se estanca por tensiones sociopolíticas

América Latina cerrará el 2019 con una economía prácticamente en estancamiento: la proyección de crecimiento se corrige a un nivel en torno al 0%, por los estallidos sociales.

Las masivas protestas sociales que se apoderaron de las calles de Ecuador, Chile y Bolivia en los últimos meses empeoraron el panorama económico de la región de América Latina, explicó Antonio David, economista principal del departamento del Hemisferio Occidental del Fondo Monetario Internacional (FMI).

En la presentación del informe “Perspectivas Económicas. Las Américas: Frustradas por la incertidumbre”, realizada ayer en las instalaciones del Banco Central del Paraguay (BCP), David recordó que a principios del año se esperaba una recuperación de la región. Más adelante, el escenario de incertidumbre internacional generado por la guerra comercial entre Estados Unidos y China y la situación interna de varios países llevó al FMI a corregir a 0,2% la proyección de crecimiento económico de América Latina y el Caribe y a -0,2%, a la atribuida a América del Sur, para el 2019, detalló.

El funcionario del organismo multilateral aclaró que estos recortes no incorporan aún los efectos de las tensiones sociopolíticas mencionadas y advirtió que esta situación afecta de manera importante a la confianza empresarial y de consumo privado, los elementos sobre los cuales se basa la proyección de recuperación económica para el 2020.

Advirtió que entre los factores adversos persisten las expectativas de precios de commodities menores a los registrados a principios de la década, aunque prevé condiciones financieras más favorables a nivel externo.

Para el año que viene, el FMI pronostica un crecimiento de 1,7% del Producto Interno Bruto (PIB) de América del Sur y de 1,8%, para el de América Latina y el Caribe.

Respecto a Paraguay, David reconoció que la difusión de procesos de investigación de lavado de dinero como el que afectan al ex presidente Horacio Cartes (por su supuesto nexo con Darío Messer, procesado en Brasil por el caso Lava Jato) es reciente y no se puede todavía medir sus implicancias en la economía.

No obstante, anunció que la próxima misión de consulta del artículo IV del FMI analizará el impacto de las acciones de prevención de lavado de dinero y financiamiento del terrorismo en Paraguay, en el marco del examen del Grupo de Acción Financiera de Latinoamérica (Gafilat).

“La transparencia y las políticas contra el lavado de dinero es un aspecto importante. Paraguay hizo progresos importantes en ese tema y hay que continuar trabajando”, expresó.

Finalmente, insistió en que se debe trabajar en reducir la incidencia de los gastos rígidos en el Presupuesto General de la Nación (PGN) 2020, ya que los elevados índices actuales dificultan el dinamismo económico del país.


Paraguay crece menos del promedio
La consultora CPA Ferrere considera que la recesión económica de Paraguay quedó atrás, debido a que el tercer y cuarto trimestres están reportando niveles de expansión de 3% a 3,4%, que compensan las caídas de 2% y 3% observadas en la primera mitad del año. Aun así, la firma corrigió a 0,3% la proyección de crecimiento económico para el cierre del 2019, desde el 1,1% anunciado en la revisión anterior. La estimación recoge los efectos del shock climático y el deterioro regional.
En cuanto al 2020, la economista Patricia Goto pronostica una recuperación de 3,4% del PIB, a un ritmo menor al promedio de 4,5% en que se venía creciendo en la última década. Además, advierte que la prolongación de la sequía actual podría obligar a corregir a la baja esta proyección y se asumen las condiciones adversas que persisten en Argentina.


Dejá tu comentario