Política

Fiscales definen hoy si acusan o no a OGD por enriquecimiento

 

Hoy el ex senador Óscar González Daher (OGD) deberá ser acusado o no por enriquecimiento ilícito, declaración falsa y lavado de dinero a través de su empresa Príncipe di Savoia, la misma que ÚH identificó que pertenecía al poderoso político cuando publicó en el 2010 el caso de evasión de impuesto inmobiliario de unos 65 inmuebles a través de la adulteración de datos en el sistema informático de la Municipalidad de Luque.

Además, también los fiscales anticorrupción Liliana Alcaraz y Francisco Cabrera tienen tiempo hasta hoy a la medianoche para plantear el requerimiento conclusivo contra el hijo del político colorado cartista Óscar González Chaves.

Los representantes del Ministerio Público, asimismo, deben decidir si ambos afrontarán juicio oral y público.

El caso. La Fiscalía inició la investigación penal, fundada en un informe proveniente de la Secretaría de Prevención de Lavado de Dinero o Bienes (Seprelad), el 20 de agosto del año pasado.

Según refiere el escrito de imputación, la Seprelad reportó operaciones sospechosas con relación a los procesados, que no condicen con las ganancias declaradas como producto de su actividad económica.

Paralelamente, la Subsecretaría de Estado de Tributación (SET) confirmó una aparente inconsistencia de aproximadamente G. 7 billones entre los ingresos declarados por González Daher, familia y allegados (contribuyentes) y los ingresos obtenidos de la conciliación de las cuentas bancarias, financieras, registros públicos y de automotor.

A modo de comparación, si el otro era intocable OGD movió G. 7 billones supuestamente de manera irregular, eso significa G. 1,6 billones más de los recursos que fueron asignados a Salud Pública, también más del doble de los fondos otorgados al Ministerio del Interior para el combate a la inseguridad. Con ese monto, el Estado incluso podría cancelar su deuda interna, construir y arreglar escuelas y, finalmente, mejorar rutas y hacer más viaductos para evitar el colapso vehicular.

Cárcel y renuncia. El ex senador renunció a su cargo de senador el 29 de agosto de 2018 y decidió presentarse pasadas las 14.00 ante la Unidad Especializada de Delitos Económicos y Anticorrupción junto con su abogada Sara Parquet. En tanto su hijo fue con su representante legal Cecilia Pérez, actual viceministra de Política Criminal.

Ambos fueron recluidos en la Agrupación Especializada durante 10 meses, luego fueron beneficiados con la prisión domiciliaria en base al artículo 245 del Código Procesal Penal.

Las letradas alegaron ante el juez Humberto Otazú que dicho artículo señala que ya no se puede dictar medidas cautelares contra personas que ya compurgaron la pena mínima.

Por otra parte, los ex parlamentarios Óscar González Daher y Jorge Oviedo Matto, deberán afrontar juicio oral y público ante un Tribunal por la causa de los audios filtrados que destapó una supuesta rosca corrupta en el Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados (JEM).

Dejá tu comentario