Economía

Firma privada se queda con el 73% de lo cobrado por tragamonedas

La empresa privada iCrop, habilitada por la Conajzar para fiscalizar juegos de tragamonedas, se lleva el 73% por cada máquina censada y deja solo 23% al Estado, según revelan desde la firma.

La Comisión Nacional de Juegos de Azar (Conajzar), ente encargado de la regulación en la materia, delegó –a través de una adjudicación– a la empresa iCrop la labor de fiscalización de los juegos de tragamonedas, firma que actualmente cobra G. 300.000 por cada máquina censada, quedándose con G. 220.000, equivalente al 73%, y destinando lo restante, consistente en G. 80.000 (el 27%), al Estado paraguayo.

La empresa estima que en el mercado nacional existirían unas 17.000 máquinas tragamonedas, de las cuales 1.100 ya se catastraron y el proceso de regularización de las empresas y casas que emplean estos aparatos también se va formalizando, considerando que el registro legal va creciendo a medida que avanzan los trabajos de fiscalización de la compañía, según comentó Sol Ruiz, funcionaria de iCrop.

El canon por cada máquina censada es el monto que se fijó con la Conajzar, luego de un estudio hecho por iCrop de la estructura logística, operativa y de la inversión tecnológica requerida para llevar adelante este trabajo de fiscalización de tragamonedas, según señaló Ruiz.

En base a los datos de la firma, se deduciría que de las 1.100 máquinas catastradas, la empresa habría percibido G. 242 millones (73%), dejando el restante de G. 88 millones (27%) a la Conajzar. Si el cálculo se traslada a 17.000 máquinas, cifra de aparatos estimados que habría en el país, la recaudación de iCrop llegaría a G. 5.100 millones (73%), dejando al Estado G. 1.360 millones (27%).

MÁS. Carmen Alonso, titular de la Dirección de Beneficencia y Ayuda Social (Dibén), lamentó que no exista una base de datos de tragamonedas con respecto a cantidad de máquinas, lugares y monto de recaudación, y aseguró que el mejoramiento de esa información ayudará al presupuesto del ente, el cual recibe fondos de la Conajzar.

Se mostró esperanzada de que la recaudación procedente de máquinas tragamonedas mejore con los años, considerando que la Conajzar recaudó por primera vez en su historia G. 60 millones en mayo último procedentes de estos aparatos.

Una vez recopilada la información a raíz de las fiscalizaciones con la firma iCrop, aseguró que los cánones en este sector se deberían elevar y mejorar la recaudación, además de garantizar la explotación en lugares adecuados y con el cumplimiento de las normas, salvaguardando la salud mental de niños y adolescentes, considerando que estas máquinas actualmente operan en cualquier lugar. Con respecto al canon actual, dijo que eso podría reverse y mejorarse en el futuro.



Dejá tu comentario