Interior

Empresa aclara que no incumplió contrato

 

La empresa La Casa del Médico, que se encarga del mantenimiento de la planta de tratamiento de agua para diálisis en el Hospital de Coronel Oviedo, aclaró que no hubo incumplimiento de contrato de su parte.

Fue tras la protesta de los pacientes renales que días pasados cerraron el acceso al centro asistencial, exigiendo reparación de las máquinas para continuar con el tratamiento.

“Desde la fecha en que se inició, hemos actuado correctamente, cumpliendo con todo lo exigido por el mismo (el contrato), inclusive hemos trabajado en feriados y horas nocturnas cuando lo han solicitado”, aseguró Enrique Clari, presidente de la empresa contratada para el trabajo.

Mencionó que el 26 solicitaron presencia de la empresa en Oviedo, “pues la planta producía menos cantidad de agua, luego de varios trabajos que mejoraron la producción, pero no la suficiente. Informamos que las membranas, parte importante del equipo, estaban al final de su vida útil”, recordó.

Dijo que pidieron a la empresa que le provean de las membranas, pero fue imposible porque el contrato ya no contaba con suficiente fondo. Otra empresa vendió y colocó las membranas, pero “por motivos aún no confirmados las membranas se incrustaron y dejaron de filtrar y producir la cantidad de agua suficiente a los 15 días de instaladas”.

El lunes 12 llamaron del hospital a la empresa, que envió técnicos que “trabajaron hasta las 23.00, logrando que la planta de tratamiento de agua para diálisis produzca por lo menos para nueve máquinas. Lo que podemos asegurar 100% es que la planta funciona sin problemas en los demás componentes”, aseguró.

Dejá tu comentario