Política

Ediles aprobaron balance para “no perjudicar al PLRA”

 

Los concejales municipales de Concepción demuestran que con su actitud actual están comprometidos con la administración municipal del cuestionado intendente municipal, Alejandro Urbieta, cuyo balance del 2015, aprobado por los ediles, fue la piedra de escándalo que originó toda la crisis, que lleva 125 días de movilización ciudadana.

Según los audios filtrados, los concejales municipales nunca estuvieron de acuerdo con la ejecución presupuestaria del 2015, pero notablemente lo aprobaron, pese a las irregularidades presentadas.

Miguel Domínguez, concejal liberal, hablaba también en uno de los audios, que, si ellos (liberales) hacían caso al pedido de su movimiento interno y rechazaban el balance municipal 2015, nadie iba a saber el destino del intendente Urbieta.

“Hubiera venido Contraloría, Delitos Económicos y otros, y, por el bienestar de los 400 funcionarios municipales, porque si pierde el PLRA, todos habrían estado afuera”, dijo Domínguez. En aquella época, la presidenta de la Junta Municipal era Beatriz Denis, quien se opuso a la aprobación del balance, lo cual, tiempo más tarde le costó su destitución y en el conflicto hasta se produjo una junta paralela.

Blas Enrique Paniagua, concejal colorado y radialista, en la época electoral dedicaba largos espacios criticando al intendente Urbieta que buscaba su reelección. En compañía del aquel entonces diputado nacional Bernardo Villalba, hablaban de la paupérrima administración municipal y que la Cámara de Diputados le había declarado “persona no grata”. “El presidente (Cartes) no le quiere recibir y no le va a recibir porque sabe de su administración. Los concepcioneros necesitamos reivindicarnos, levantarnos”, decía.

Dejá tu comentario