País

Dinavisa e IPS aclaran sobre retiro de fármacos de Imedic

 

Fármaco en la mira. Los representantes del Instituto de Previsión Social (IPS) y de la Dirección de Vigilancia Sanitaria (Dinavisa) del Ministerio de Salud Pública (MSP) se reunieron ayer para dialogar con relación a algunas dudas sobre las resoluciones de la cartera sanitaria sobre la puesta en cuarentena de los fármacos proveídos por Insumos Médicos S.A. (Imedic).

Los estudios a los ítems hechos por Dinavisa concluyeron que el producto “Piperacilina 4g+Tazobactam 500mg del lote 652777 no cumple con las especificaciones de valoración y uniformidad de dosis”.

Actualmente, la empresa fue suspendida temporalmente por el MSP “para precautelar la salud de la ciudadanía” hasta tener los resultados del sumario. Los medicamentos analizados están en el establecimiento del Hospital Geriátrico del IPS.

MEDIDA. El IPS puso en cuarentena el omeprazol inyectable y la piperacilina/tazobactam y los otros ítems proveídos por la mencionada empresa iban a seguir disponibles hasta que se aclare sobre las resoluciones de Dinavisa.

La doctora María Antonieta Gamarra, titular de Vigilancia, señaló que tras la reunión quedaron claras las medidas con relación a la puesta en cuarentena de los medicamentos. Dos a tres son los fármacos que deben ser retirados de las farmacias del seguro social, según dispuso la entidad de control.

“Explicamos el alcance de la suspensión de las empresas, además, de un mecanismo más eficiente entre el IPS y el Ministerio. Estuvimos intercambiando muchas opiniones y aclarando muchas dudas que ellos tenían. La reunión fue en muy buenos términos. Fue una reunión de trabajo y de coordinación más que nada. Los productos ya están en cuarentena, comunicaron ellos”, señaló la titular de Dinavisa.

Los lotes que corresponden a 10 facturas están en la mira y deben ser puestos en cuarentena en todo el territorio nacional. Entre ellos están el omeprazol, piperacilina/tazobactam, meropenen, letrozol, enoxaparina sódica y meropenem, según se aclaran en las relaciones.

CASO. La Fiscalía imputó a la presidenta de Imedic, Patricia Ferreira, por uso de documentos falsos y comercialización de medicamentos no autorizados.

El Ministerio de Salud considera que existen “elementos suficientes” que evidenciarían que la empresa “se hallaría operando en transgresión a las disposiciones del artículo 4° de la Ley 1119/97 “Productos para la salud y otros”.

Dejá tu comentario