23 jul. 2024

Critican homenaje de Petta a dictadura

Tributo. Petta, feliz junto con ex ministros, entre ellos  Carlos Ortiz (Ñandejára Taxi), al lado del presidente Mario Abdo Benítez en el acto.

Tributo. Petta, feliz junto con ex ministros, entre ellos Carlos Ortiz (Ñandejára Taxi), al lado del presidente Mario Abdo Benítez en el acto.

Analistas políticos, educadores y la ciudadanía en general calificaron de retroceso el homenaje del MEC, organizado por el propio ministro de la cartera, Eduardo Petta, a la reimpresión de libros como Semillita y Estrellita.

El acto se desarrolló el pasado jueves 6, apenas tres días después de la conmemoración de 31 años de la democracia, evento ninguneado por el Gobierno.

Además, se rindió homenaje a ex titulares del MEC, incluido Carlos Ortiz Ramírez, conocido durante la tiranía stronista con el mote de Ñandejára Taxi, debido a sus constantes “quemos” en la educación.

Ortiz estuvo presente en la ceremonia, se lo invitó a posar junto con Petta y el mismo presidente Mario Abdo Benítez y se le rindió tributo en una galería de ministros de Educación, donde tampoco faltó la figura de Eduardo Petta.

El actual ministro de Educación incluso invitó a todos los ministros, incluido Ñandejára Taxi, a formar parte de la construcción del proyecto de Transformación Educativa 2030. Este programa está en marcha.

“A ustedes ministros de Educación, son eternos para la educación paraguaya, tendremos errores como todos, con aciertos y errores, pero a partir de ahí construimos, serán siempre ministros de Educación”, dijo el actual titular de la cartera educativa.

“La transformación educativa debe construirse con todos, pero los que somos correctos, los que realmente queremos un país mejor. Por qué tiene que haber represores entre la gente que quiere libertad”, lamentó por su parte el docente e investigador Melquiades Alonso.

Más contenido de esta sección
Las ventas al público en los comercios pyme de Argentina cayeron un 25,5% interanual en febrero pasado, golpeadas por la pérdida de poder adquisitivo de los consumidores a causa de la elevadísima inflación, y acumulan un declive del 27% en el primer bimestre del año, según un informe sectorial difundido este domingo.
El mandatario decidió crear el fondo nacional de alimentación escolar esperando un apoyo total, pues quién se animaría a rechazar un plato de comida para el 100% de los niños escolarizados en el país durante todo el año.
Un gran alivio produjo en los usuarios la noticia de la rescisión del contrato con la empresa Parxin y que inmediatamente se iniciaría el proceso de término de la concesión del estacionamiento tarifado en la ciudad de Asunción. La suspensión no debe ser un elemento de distracción, que nos lleve a olvidar la vergonzosa improvisación con la que se administra la capital; así como tampoco el hecho de que la administración municipal carece de un plan para resolver el tránsito y para dar alternativas de movilidad para la ciudadanía.
Sin educación no habrá un Paraguay con desarrollo, bienestar e igualdad. Por esto, cuando se reclama y exige transparencia absoluta en la gestión de los recursos para la educación, como es el caso de los fondos que provienen de la compensación por la cesión de energía de Itaipú, se trata de una legítima preocupación. Después de más de una década los resultados de la administración del Fonacide son negativos, así como también resalta en esta línea la falta de confianza de la ciudadanía respecto a la gestión de los millonarios recursos.
En el Paraguay, pareciera que los tribunales de sentencia tienen prohibido absolver a los acusados, por lo menos en algunos casos mediáticos. Y, si acaso algunos jueces tienen la osadía de hacerlo, la misma Corte Suprema los manda al frezzer, sacándolos de los juicios más sonados.
Con la impunidad de siempre, de toda la vida, el senador colorado en situación de retiro, Kalé Galaverna dijo el otro día: “Si los políticos no conseguimos cargos para familiares o amigos, somos considerados inútiles. En mi vida política, he conseguido unos cinco mil a seis mil cargos en el Estado...”. El político había justificado así la cuestión del nepotismo, el tema del momento.