Política

Control debe hacerse antes y después de la campaña electoral

 

El director de Partidos y Movimientos Políticos del Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE), César Rossel, dijo que así como está la Ley de Financiamiento Político no se puede ejercer un control riguroso, ya que solo permite evaluar el balance de los gastos después de la campaña, cuando el seguimiento debería ser también antes y durante.

“La Justicia recibe papeles posteriores, podés hacer toda tu campaña, lo que a vos te parezca, y después traés tus papeles y solo debemos control por sobre lo que vos trajiste”, ejemplificó Rossel.

Por ese motivo, consideró que la ley debería ser cambiada, ya que el TSJE no puede hacer más que eso porque no tiene facultades, por lo que es tarea del Legislativo presentar un nuevo proyecto.

La reglamentación de esta norma ya fue terminada y deberá ser aplicada desde julio del 2020 para las elecciones internas partidarias con miras a las municipales. Los candidatos deberán rendir cuentas a través del Observatorio Nacional de Financiamiento Político (Onafip).

Los movimientos deberán tener RUC, cuenta bancaria y administrador de campaña.

Para la reglamentación se trabajó en una mesa interinstitucional que incluyó al Ministerio Público, la Seprelad, el Ministerio de Hacienda, el Banco Nacional de Fomento (BNF) y la Senad.

Con el BNF se logró un acuerdo de modo que los candidatos puedan abrir una cuenta bancaria ya que los políticos son considerados personas de riesgo para el sector bancario, y de otra forma es imposible aplicar la ley y obtener trazabilidad. “Sin trazabilidad, Seprelad no puede investigar, para nosotros es crucial la apertura de banco para poder hacer el seguimiento del dinero”, afirmó.

Sin embargo, cuestionó que la ley no contempla sanciones para quienes no abren una cuenta.

Dejá tu comentario