Economía

Banco reduce de 4% a 3,5% la proyección del PIB para el 2021

 

El banco Itaú redujo de 4% a 3,5% su proyección sobre el crecimiento del producto interno bruto (PIB) para el cierre de este año, según dio a conocer a través de su informe Macro Latam correspondiente al mes de abril.

Entre otros aspectos, el documento resalta que los nuevos casos de Covid-19 aumentan, mientras que la vacunación continúa lenta, motivos que llevaron al Gobierno a imponer nuevas restricciones de movilidad.

Agrega que si bien la actividad rebrotó en febrero pasado, conforme al Indicador Mensual de Actividad Económica (Imaep) del Banco Central del Paraguay (BCP), las nuevas medidas para entorpecer la circulación del coronavirus afectarían el crecimiento de este año.

“Así, ajustamos a la baja nuestra proyección de crecimiento del PIB para este año a 3,5% desde 4% anteriormente”, señala. Cabe recordar que el sesgo a la baja con respecto a los cálculos sobre la expansión de la economía ya fue advertido antes por los analistas económicos, ante el avance de la crisis sanitaria.

Por otro lado, el boletín de la entidad bancaria indica que la suba de precios a nivel local se desaceleró, ayudada por la apreciación del guaraní y la menor actividad registrada en el sector servicios. “Mantenemos nuestra proyección de inflación de 3% para este año, pero ahora esperamos que la tasa de interés de política monetaria termine el año en 1,5% desde 2% en nuestro escenario anterior”, refiere.

Adicionalmente, el reporte habla de otro ajuste a la baja, realizado sobre la proyección de tipo de cambio para fin de año, a G. 6.700 por dólar.

cuentas fiscales. Asimismo, comenta que la segunda ola de Covid-19 es también un riesgo para las cuentas fiscales. En ese sentido, si bien Itaú estima una reducción del déficit fiscal para este año, refiere que el menor crecimiento esperado y potenciales medidas de gasto ponen riesgos al alza a las proyecciones en este segmento en particular.

Por otra parte, sostiene que la mayor cotización de la soja ampliará el superávit comercial. “Con una cosecha de soja que se mantendría estable respecto a 2020 en torno a los 10 millones de toneladas, los mayores precios de este producto impulsarán mayores ingresos de divisas. Las importaciones, por su parte, deberían recuperarse en línea con el mayor crecimiento esperado para la economía”, comenta.

Para 2021, el banco vaticina un superávit comercial de unos USD 2.000 millones, desde los USD 1.500 millones en 2020. Asimismo, espera para este año un superávit de cuenta corriente de 2,9% del PIB, desde 2,1% del producto en 2020, de acuerdo con los datos.

Dejá tu comentario