28 feb. 2024

Analista advierte que este es el peor momento y pueden destrozar la CN

Con una oposición debilitada, la posibilidad de una reforma constitucional propone un escenario triunfal para el cartismo que tiene mayoría para modificar artículos de la Carta Magna.

La historiadora y politóloga Milda Rivarola analizó el panorama que se presenta ante el escenario planteado por el gobierno que, luego de presentar un proyecto con la idea de culminar con el hambre en las escuelas, reveló el propósito de llevar adelante una enmienda con la excusa de que los municipios puedan disponer el 100% del impuesto inmobiliario, punto que se acordó tras la molestia de los intendentes con el diseño original de la propuesta que pretende utilizar fondos provenientes de las regalías de Itaipú.

Milda explicó que explícitamente está normado que la enmienda no puede abarcar temas tributarios ni electorales, lo que supone es que “si quieren cambiar eso y muchas otras cosas, que es muy probablemente la intención, necesitan llamar a una asamblea constituyente”.

Sostiene que los colorados están en una posición política para modificar la Carta Magna ahora porque tienen mayoría absoluta.

“Pueden reunir rápidamente los votos y pedir que se llame a una constituyente”, expresó.

Agregó que si los cartistas consiguen llamar a una constituyente, “ya cambian todo lo que pueden cambiar, como el artículo de reelección”.

“En este momento de quiebre tan grande de la oposición, le va a ser tan fácil conseguir otra vez mayoría en la constituyente”, precisó.

Resaltó que la Constitución Nacional de 1992 es teóricamente muy buena en cuanto a los capítulos de derechos de los pueblos indígenas, derechos de las mujeres y también en lo que se refiere al medioambiente.

“Todas esas libertades y derechos pueden modificar. No se van a quedar solamente con la reforma electoral ni tributaria. Si llaman van a destrozar el instrumento jurídico que intentó ordenar nuestra vida durante un tercio de siglo”, advirtió.

Mencionó que desde el momento en que los colorados ganaron las elecciones ya se sospechó que iban a ir directo a una reforma de la Constitución. “Esto ya estaba anunciado desde abril del año pasado”, dijo.

“El miedo que muchos observadores tuvimos con respecto a la constituyente es que es el momento menos adecuado para eso”, alertó.

Hurreros. Puso en contexto la asamblea constituyente de 1992, donde los delegados eran intelectuales, incluso los colorados, y comparó con el panorama actual. “Van a llevar hurreros a la constituyente. No va a haber debate, no va a haber discusión acerca de mejorar la norma, sencillamente van a obedecer órdenes y van a hacer un desastre jurídico”, infirió. Dijo que la única manera que tiene la oposición para evitar que el cartismo logre su objetivo, es con el voto y ejercerlo realmente. “No supieron hacerlo el año pasado, pero si no es a través del voto, no hay forma”, subrayó, recordando que para una asamblea constituyente se deben escoger representantes propuestos por los partidos políticos y que la suma de los votos de la oposición fue superior al voto colorado en las últimas elecciones. No obstante, mencionó que el Partido Liberal está más destruido que hace un año. “El principal partido de la oposición está muy destruido y hay que ver lo que pasa con Cruzada Nacional que perdió mucha gente”. Trajo a colación que este gobierno se caracteriza por lanzar planes y proyectos que después retiran. “No es muy confiable”, puntualizó.

Finalmente, dijo que la posibilidad de hacer una reforma en este momento puede ser “una bomba de humo”, porque cada tanto este gobierno “lanza amenazas o promesas que no cumple”. “A falta de política, hay publicidad y escándalos”, finalizó.

Más contenido de esta sección
Un domingo movido tuvo ayer en Barcelona el presidente Santiago Peña. Apenas llegó, se reunió con ejecutivos de diversas empresas y en la noche, asistió a evento donde estuvo el rey de España.
Se llevó a cabo la primera reunión para construir un bloque democrático opositor que frene las intenciones del cartismo. Hubo puntos de coincidencia y también surgieron algunos reclamos.
Las últimas sesiones del Directorio del PLRA han dado muestras de lo que podría ser la próxima convención de los liberales, quienes tienen antecedentes de caer en duras batallas campales.
Con base en los informes de la Contraloría General de la República, se pueden observar varias irregularidades en la rendición de cuentas de la ANR tras las elecciones del 2023.
Luego de mucho tiempo, el ex senador vuelve a aparecer en la escena política tras los últimos escándalos. Beto Ovelar confesó que Galaverna apoyó la destitución de Kattya González.