Política

Alliana advierte que ira puede repetir fracaso colorado

 

El presidente del Partido Colorado, Pedro Alliana, fue el único orador del festejo de la ANR. Aprovechó el mensaje para reiterar su advertencia a sus correligionarios traicioneros.

Exhortó a la dirigencia a hacer un paréntesis a los intereses personales y movimentistas para apoyar sin condicionamientos a los candidatos municipales que disputan para este 10 de octubre.

“Los insultos y los agravios solo abren nuevas heridas que sangran más insultos y más agravios. No negociamos con los valores ni transigimos en los principios. Pero tampoco nos dejaremos arrastrar por la vorágine de aquellos que supuran diariamente odios y rencores contra nuestro partido y nuestro pasado”, expresó Alliana en el mensaje que pronunció como presidente de los colorados.

Pidió autocrítica y reconocer que las peleas internas solo profundizan la división.

“Aprender a reflexionar con sentido de autocrítica para reconocer que dentro de nuestras filas todavía tenemos dirigentes en permanente estado de irritación y de ira. Que aún no comprenden que la firmeza no tiene por qué reñir con el buen gusto y el bien decir. Lejos de persuadir, el lenguaje desaforado solo profundiza las divisiones internas y provoca la repulsa de la sociedad”, apuntó.

Advirtió que si siguen en ese camino de confrontación pueden repetir el error del pasado, con relación a la caída del Partido Colorado que se produjo en el 2008 con la victoria de Fernando Lugo.

“Ya anduvimos por esos pedregales y conocemos perfectamente hacia dónde nos conducen. Si esas lecciones no las asimilamos con la debida seriedad, estaremos condenados a repetir los fracasos del pasado reciente”, recordó.

ADVERSARIOS. Alliana acotó que los adversarios políticos y las corporaciones mediáticas se preocupan de las cuestiones domésticas de los colorados. “Para nosotros solo son adversarios, aunque ellos nos traten como enemigos. Esta unidad que tanto les irrita es ya una tradición dentro de nuestro partido“, expuso. Agregó que el Partido Colorado no es un círculo ni de élites.


Dentro de nuestras filas todavía tenemos dirigentes en permanente estado de irritación y de ira.
Pedro Alliana,
presidente de la ANR.

Dejá tu comentario