6 de diciembre
Martes
Mayormente nublado
22°
32°
Miércoles
Mayormente nublado con tormentas
23°
32°
Jueves
Lluvioso
21°
28°
Viernes
Lluvioso
20°
26°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 4 de octubre de 2016, 10:13

Venezuela dice que las "amenazas" de Macri y Temer buscan "destruir" al Mercosur

Caracas, 4 oct (EFE).- La Cancillería de Venezuela emitió hoy un comunicado en el que "rechaza las amenazas y agresiones" que, según el organismo, han expresado los presidentes de Argentina y Brasil en contra de la nación caribeña "en su acción para implosionar y destruir" el Mercado Común del Sur (Mercosur).

"La Triple Alianza, conformada por los Gobiernos de Argentina, Paraguay y de facto de Brasil, atenta contra la estabilidad de este bloque de integración económico, comercial y social, desestima y vulnera las potencialidades productivas de nuestros países", reza el texto.

Según el Gobierno venezolano, la "intolerancia política e ideológica" de los Gobiernos de Argentina y Brasil pretenden "atacar" y "justificar mediante artimañas antijurídicas su proceder antidemocrático destructivo".

Venezuela, que enfatiza estar "en ejercicio legítimo" de la presidencia pro témpore de Mercosur, asegura que esta "triple alianza" afecta la proyección del bloque en los mercados internacionales, y pide a estos países ajustar su comportamiento a lo exigido en los tratados fundacionales del organismo regional.

Los presidentes de Brasil, Michel Temer; y de Argentina, Mauricio Macri, se reunieron ayer en Buenos Aires desde donde abogaron por la necesidad de fortalecer el bloque y apostaron por "la flexibilización" de sus reglas para "dar cierta autonomía a los Estados en sus relaciones internacionales".

Los mandatarios coincidieron en que Venezuela debe cumplir con los requisitos para su integración definitiva al Mercosur, algo que vieron necesario para que pueda continuar como miembro.

El pasado septiembre Argentina, Brasil y Paraguay acordaron que el Gobierno de Venezuela, en cabeza de Nicolás Maduro, no puede ejercer la presidencia rotativa del Mercosur por la falta de adaptación del país a la normativa interna del bloque.

Además, emplazaron a la nación petrolera a ponerse al día con los estatutos internos del mecanismo de integración.

También pusieron en tela de juicio la calidad de la democracia en Venezuela y criticaron la situación de los derechos humanos en ese país.