19 de agosto
Sábado
Poco nublado con tormentas
13°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
22°
Lunes
Despejado
11°
23°
Martes
Despejado
17°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
País
viernes 4 de agosto de 2017, 02:00

Se frustra diálogo en la UCA y exigen la vuelta del decano

“¡Galeano se queda, Elisa no se va. Narciso, ¿no te gusta? te vas, te vas!”. Enarbolando esa consigna los estudiantes de la Universidad Católica de Asunción (UCA) ratificaron ayer que seguirán con lo que denominan la “retoma” de la sede central de la institución hasta que el recién jubilado docente, José Antonio Galeano, sea reincorporado en su cargo de decano de la Facultad de Filosofía y Ciencias Humanas (FFCH).

También piden la vuelta de la vicedecana Elisa Bordón. Al destinatario del cántico, el rector Narciso Velázquez, le plantean que dé un paso al costado para “llevar la paz” a esa casa de estudios, tal como él mismo afirmara en estos días.

Velázquez propuso una mesa de diálogo ayer, pero dentro de la oficina del Rectorado, según una carta suscrita por el secretario general de la universidad, Julio Gabriel Benítez.

Ninguno de los representantes de los estudiantes, docentes y funcionarios en paro asistieron a la reunión que finalmente se llevó a cabo en un aula de La Providencia, dependiente de la UCA.

“Ratificamos que estamos abiertos al diálogo con los criterios de todos los estamentos (...) No estamos dispuestos a seguir dialogando bajo los criterios que impone el Rectorado porque eso es un monólogo, un diálogo unilateral. Y como universidad necesitamos democracia, como se precia esta universidad, un diálogo multilateral”, expresaron los voceros de la ocupación, quienes se hacen llamar “Narcisos”, pues llevan puesto –de forma simbólica– una máscara con el rostro del rector.

“No tengo idea cómo Narciso Velázquez pueda saber que el 90% de los estudiantes y de otros estamentos estén en desacuerdo (con la protesta)”, respondieron a los dichos del rector, quien intenta “amedrentar” a los que reclaman la vuelta de Galeano, desvinculado como decano en una aparente maniobra jurídica que consideran “injusta” y “arbitraria”.

Vacío. A instancias del Consejo de Gobierno de la UCA, se convocó al diálogo, al cual no asistieron los protagonistas del conflicto: Galeano se excusó “por razones de convocatoria a última hora”, como también líderes del Centro de Estudiantes de Filosofía, de la Asociación de Profesores de FFCH y de los sindicatos de trabajadores y empleados, quienes llevan más de 15 días de paro.

Rechazaron la convocatoria por “extemporánea”; en tanto que la “condición innegociable” es que repongan al decano. Solo asistieron a la cita representantes de la Federación de Asociación de Profesores y de la Federación de Estudiantes de la UCA.