21 de febrero
Martes
Parcialmente nublado
25°
36°
Miércoles
Tormentas
25°
35°
Jueves
Muy nublado
24°
36°
Viernes
Chubascos
23°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Interior
domingo 5 de febrero de 2017, 01:00

Pobladores buscan convertir el lago Acaray en un agente de desarrollo

Wilson Ferreira

CIUDAD DEL ESTE

Un grupo de vecinos de Ciudad del Este han iniciado una campaña que busca convertir al lago Acaray en una fuente navegable y que pueda ser utilizada como espacio de recreo, y para que ello sea posible el primer gran paso es limpiar de basura y restos de troncos. La campaña se denomina Destronquemos el lago Acaray.

Este gran espejo de agua se creó producto de la inundación a partir de la construcción de la represa Acaray, cubriendo una importante zona boscosa que hoy constituyen una trampa mortal para quienes quieran navegar ella. De hecho ya produjeron muchos accidentes provocando muertes.

Hay tres pedidos oficiales vía nota remitido al ingeniero Víctor Romero, titular de la Administración Nacional de Electricidad (ANDE). La última es del 1 de febrero, donde se insiste en el pedido de autorización para reducir la cota del lago y permitir el destronque. Insisten que son una organización ciudadana y que tienen como objetivo la limpieza del lago.

DE INTERÉS TURÍSTICO. En la nota recuerdan que el proyecto fue declarado de interés turístico por la Senatur, por la Gobernación del Alto Paraná, la Municipalidad de Ciudad del Este y la Federación Paraguaya de Esqui Náutico y Wakeboard. Igualmente señalan la campaña tiene el apoyo de la Asociación Paraguaya de Motonáutica y aseguran que tendrán el apoyo logístico de la Itaipú para el proceso de limpieza.

“Como verá esta causa trascendió todas las barreras y creemos que tarde o temprano lograremos realizar este desafío y estamos convencidos de que mediante esto se creará un desarrollo turístico enorme para Ciudad del Este y Hernandarias, generando fuente de trabajo e ingresos para los municipios. También estamos seguros de que el embalse será mejor conservado, ya que hoy se encuentra abandonado”, añade la nota.

Los vecinos sostienen que la ANDE no puede estar ajena a esta situación por lo que solicitan a la ANDE bajar el agua a la cota 182 para limpiar el lago. “No implica ninguna pérdida de generación de divisas para la central, siempre que la cota del río Paraná esté bajo 103 m.s.n.m”, acotaron.

Añade la nota: “En conversaciones con altas autoridades de la región y en vista a la nula respuesta de parte de su administración, solicitamos en esta ocasión realizar bajantes de solamente 8 días, para realizar una limpieza y cuantificar claramente las hectáreas que se podrían limpia en ese tiempo, y así poder extrapolar con propiedad el tiempo que llevaría realizar la limpieza general del lago”.

Los vecinos sostienen que el pedido es totalmente accesible y solo depende de su voluntad para convertir este lugar en un polo de desarrollo turístico de la región, devolviendo en parte el perjuicio creado hace 50 años con la pérdida de tantas hectáreas de terreno, y “atraerá consecuencias positivas, dando oportunidad de trabajo a muchos compatriotas que hoy se ven perjudicados por la crisis comercial de la región”.