17 de agosto
Jueves
Despejado
15°
28°
Viernes
Parcialmente nublado
19°
29°
Sábado
Tormentas
15°
28°
Domingo
Mayormente nublado
21°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
domingo 13 de agosto de 2017, 01:00

Pese a abierta invitación de Cartes, la inversión extranjera cayó en su gestión

Entre 2008 y 2012 (gobiernos de Lugo y Franco), la inversión extranjera directa promedió USD 414 millones. Desde el 2013 al 2016, la cifra promedio no llega a USD 300 millones, según datos de Cepal.

Miguel Benítez

TW: @maikbenz

"Usen y abusen del Paraguay", había dicho el presidente Horacio Cartes frente a empresarios brasileños en el 2014, de manera que traigan capital y aprovechen los beneficios impositivos, así como la energía barata. Lo que fue una abierta invitación a los inversionistas extranjeros, no tuvo demasiado éxito, si se analizan los números reportados por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

De acuerdo con el último informe, Paraguay tuvo un aumento del 5% en el 2016, en lo que hace a la inversión extranjera directa (IED), en relación con el 2015. No obstante, la cifra es mucho menor a las registradas entre el 2010 y 2012, gobierno de Fernando Lugo y parte de la gestión de Federico Franco.

Embed

Hace siete años, la IED en el país había alcanzado USD 462 millones, mientras que en el 2011 llegó a los USD 581 millones. En el 2012 se registró la mayor suma de capital extranjero de la historia, con USD 697 millones.

En el 2013, el monto disminuyó a USD 252 millones, en el 2014 (gobierno de Cartes) subió a USD 382 millones, cifra que nuevamente se redujo a USD 260 millones en el 2015. El año pasado, la inversión extranjera fue de USD 274 millones.

BOOM AGRO. Amílcar Ferreira, analista económico, explicó que los importantes números entre el 2010 y 2012 se deben a las grandes inversiones que se efectuaron en el sector de los agronegocios, como fue el caso del complejo industrial en Villeta.

"Fue el pleno auge, lo que se llamó el superboom de los agronegocios. De todas maneras, creo que el país sigue manteniendo estabilidad y en el mediano plazo eso va a ir mejorando. Se va a ir traduciendo en un mayor nivel. Por ahora, podemos decir que el esfuerzo se está haciendo, pero los resultados aún no están llegando, al menos en la medida en que se esperan", expuso.

Pese a los bajos números, Ferreira considera que se hizo buen trabajo en el sentido de transmitir una imagen más real del Paraguay. Si bien el país tiene sus virtudes y problemas, lo correcto es que en el exterior se tenga una imagen real, no distorsionada.

Lamentó que los últimos acontecimientos políticos hayan alejado al país de la posibilidad de alcanzar el grado de inversión en el 2018, distinción que hacen las calificadoras de riesgo.

SIN MEGAINVERSIONES. Luis Tavella, vicepresidente de la Unión Industrial Paraguaya (UIP), manifestó que durante la gestión de Lugo se instalaron las megaprocesadoras de aceite ADM y Cargill, que conllevaron una inversión por arriba de USD 300 millones. Eso desbalancea cualquier comparación o cálculo entre una gestión y otra, apuntó.

"En la época de Cartes no tuvimos estas megainversiones. Sí tuvimos un fuerte desarrollo, sobre todo, en el primer y segundo año, del sector de la construcción. La mayoría de los inversionistas son extranjeros, principalmente, argentinos. A mediados del 2016 eso fue disminuyendo y hoy hay muy poca inversión, porque están apostando otra vez a su país", expresó.

Añadió que la maquila fue la que tuvo la mayor expansión bajo el actual Gobierno y este régimen no genera inversiones muy importantes, aunque sí dan muchos puestos de trabajo. Además, dijo que puede tener un efecto temporal, ya que a causa de la coyuntura político-económica de Brasil, las compañías vienen a fabricar solo una determinada línea. Son inversiones importantes, pero no duraderas, enfatizó.