22 de agosto
Martes
Despejado
19°
26°
Miércoles
Despejado
24°
33°
Jueves
Mayormente nublado
24°
35°
Viernes
Despejado
23°
35°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
domingo 30 de abril de 2017, 01:00

Las listas de los pyrague y los 108 están bajo llave en Archivo del Horror

Resguardado en el derecho a la intimidad, hay una nómina de unas 500 personas que supuestamente eran informantes de la dictadura stronista que no puede ser conocida, por una decisión de los custodios.

Raúl Ramírez Bogado

rramirez@uhora.com.py

Los pyrague eran los delatores de la dictadura stronista, aunque se dice que ya en la época del doctor Francia los había a lo largo y a lo ancho de la República.

En el gobierno de Alfredo Stroessner fueron dotados de un carné con una foto que señalaban que eran agentes confidenciales o al servicio del Ministerio del Interior.

Es más, estos carnés les habilitaban a no pagar pasajes en los colectivos, ingresar en fiestas y cines sin abonar nada. Tenían acceso libre, para el cumplimiento de sus funciones.

Es así que en el Archivo del Horror, como se llama comúnmente el Centro de Documentación y Archivo para la Defensa de los Derechos Humanos, existe una lista de unos 500 de estos pyrague.

Hasta ahora, por acuerdo de los encargados de la custodia de los documentos, no se dan a conocer los nombres.

En la misma situación está la lista de homosexuales que fue confeccionada durante la dictadura, en 1959, que en principio tuvo 108 nombres y que luego se amplió.

CUSTODIOS. Según Rosa Palau, coordinadora del Centro, es por el derecho a la intimidad –que es de rango constitucional– que no se da a conocer, aunque ella está de acuerdo en hacerla pública, porque pasaron 25 años de su hallazgo.

Con ello, estas dos listas se encuentran clasificadas y sin que el público pueda acceder a ellas. Solo con una orden judicial es posible llegar a ellas.

Palau manifiesta que ellos tienen dos carpetas de datos, una con los carnés, con fotografías y firmas de los portadores, y la segunda, con fotografías, pero sin firmas. Explica que de común acuerdo con el director del Archivo, el camarista José Agustín Fernández, no se dan a conocer, lo cual es una disposición no reglada en ninguna ley.

No obstante, ahora ella ya entiende que al pasar 25 años, que es toda una generación, los nombres deben ser dados a conocer, en homenaje a la transparencia.

Unos cien de los que aparecen en la lista fueron llamados por la Justicia para dar su versión, pero los demás no.

Estos delatores stronistas mandaron a mucha gente presa con sus informes de que alguno era comunista, frase preferida de los pyrague en sus delaciones.

De ahí la importancia de la lista de informantes de la dictadura, teniendo en cuenta la responsabilidad directa en varios casos penales.

Varios de ellos ya fallecieron, pero otros no. Por eso es que aún se tiene clasificada la lista, según refirió Palau.

Esta lista de informantes y la de los 108 homosexuales, luego ampliada, son los únicos documentos de los que se tienen noticias de que están clasificados.

Sin embargo, podrían darse a conocer dentro de muy poco por el paso del tiempo.

La nómina de homosexuales se amplió

Según los diarios de la época, la lista de los 108 homosexuales fue confeccionada por el crimen del locutor de radio Comuneros, Bernardo Aranda, cuyo cadáver fue encontrado calcinado en un inquilinato en barrio Obrero. El caso se registró el 1 de setiembre de 1959.

Según decían los periódicos, la Policía informó que Aranda habría sido asesinado en extrañas circunstancias, en un "ajuste de cuentas entre homosexuales".

Como consecuencia de eso, según comenta Rosa Palau, fueron detenidas 108 personas, a quienes interrogaron, los raparon y los hicieron desfilar por la calle Palma.

Era una forma de amedrentamiento utilizada por la dictadura, conforme explica la licenciada Palau.
Esta es la lista de los homosexuales que luego fue ampliada en la década del 80, como consecuencia del secuestro y muerte del estudiante Mario Luis Palmieri de Finis, crimen que ocurrió en marzo de 1982.

Según dijo Palau, este hecho sangriento hizo que la lista de los homosexuales manejada por la Policía fuera ampliada. La nómina también se encuentra en el Archivo del Horror.

Según la investigadora, esta lista tampoco se da a conocer por el derecho a la intimidad. No obstante, señala que en la actualidad no se considera delito que alguien elija esta opción sexual.

Con ello, también aboga porque se dé a conocer la nómina, también en homenaje a la transparencia.
Esta lista también es de las pocas que se conocen que están "clasificadas" por su contenido.


Se cumplen 25 años del hallazgo de los documentos

En diciembre próximo se cumplen 25 años del hallazgo del Archivo del Horror, como lo conocemos comúnmente.

Se realizarán varios actos para conmemorar tan valioso hallazgo. Muchos de los casos, principalmente del Operativo Cóndor, obtuvieron pruebas de los documentos encontrados.
Además, al Archivo acuden también las víctimas de la dictadura para pedir documentación respecto a sus detenciones, para cobrar las indemnizaciones.

El hallazgo fue el primero en Sudamérica, donde se tenían datos de los detenidos por la Policía del régimen.

Numerosas sentencias en contra de los torturadores fueron gracias a las pruebas encontradas en el Archivo del Horror, lo que prueba su alto valor documental.