3 de diciembre
Sábado
Nublado con chubascos
21°
29°
Domingo
Mayormente despejado
20°
31°
Lunes
Mayormente despejado
23°
35°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
lunes 10 de octubre de 2016, 01:00

La masacre en Yemen genera promesas de venganza y críticas internacionales

La masacre de 140 personas en un bombardeo contra el funeral de la madre de un prominente líder rebelde yemení en Saná desató promesas de venganza y críticas internacionales, mientras que la coalición árabe, a quien se responsabiliza del ataque, negó lo ocurrido y prometió una investigación.

El líder del movimiento rebelde de los hutíes, Abdelmalek al Huti, instó a los yemeníes a luchar contra Arabia Saudí, que lidera dicha alianza, para vengar a las víctimas.

En una alocución retransmitida por televisión, Al Huti pidió a los yemeníes en las zonas que están bajo control rebelde tomar las armas y dirigirse a las fronteras con Arabia Saudí. “Hoy tenemos responsabilidad religiosa ante Dios, tenemos que prepararnos para la guerra. Que esto sea el estado general para todo el pueblo”, afirmó el líder rebelde. Además, se mostró convencido de que el bombardeo fue perpetrado por la coalición ya que está documentado con cámaras. “Hay pruebas claras y esto es un gran crimen en el centro de Saná, en un evento social”, precisó.

Horas antes, el ex presidente yemení Ali Abdalá Saleh, aliado de los hutíes, instó también a sus seguidores a “tomar las armas” y a dirigirse a las fronteras con el reino wahabí para enfrentarse a sus fuerzas.

En un discurso en la televisión yemení, Saleh pidió a los ministerios de Interior y Defensa, así como al jefe del Estado Mayor, que comiencen a agilizar todos los preparativos para acoger a los combatientes en los frentes de las regiones de Niyrán, Yizán y Asir, fronterizas con Arabia Saudí.

Asimismo, también demandó al resto de países a tomar partido y a acabar con el conflicto en su país. “Invito a la comunidad internacional a asumir su responsabilidad por las masacres que ocurren en Yemen”, declaró. Desde esa comunidad internacional comenzaron a llegar las críticas hacia la masacre.

En un comunicado, el coordinador para Asuntos Humanitarios de Naciones Unidas en Yemen, Jamie McGoldrick, condenó “inequívocamente este horrible ataque”. Además, en la misma nota precisó que el número de heridos causados en el atentado fue de 525 y presentó sus condolencias a los familiares de las víctimas, al tiempo que exigió que se abra una investigación sobre lo ocurrido. efe