4 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
19°
31°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Deportes
lunes 24 de octubre de 2016, 01:00

Garnero tampoco pudo

José María Rodríguez, más conocido como el Chema en su época de entrenador de Guaraní, dejó su impronta, su sello, en lo futbolístico y también en números. En 1967 se consagró campeón dirigiendo al Aurinegro y en 1969 estableció una marca de nueve partidos consecutivos ganados, que hasta ahora ningún técnico en el club ha logrado al menos alcanzar.

Francisco Arce, actual adiestrador de la Selección, en este año, al igual que Daniel Garnero, llegó a conseguir ocho triunfos de manera seguida. Ganó desde la fecha 12 hasta que fue derrotado por Olimpia 3-2 en la jornada 20 del torneo Apertura 2016.

En tanto, el argentino se mantiene invicto desde que asumió hace nueve fechas. De nueve partidos dirigidos, ganó ocho y empató uno. El sábado último, en Dos Bocas, con la paridad 1-1 ante Capiatá se cortó la racha. Al respecto, Garnero señaló: “Un empate con sabor a bronca, no hicimos un buen partido, nos costó tener la pelota, hacerla circular, sin embargo el rival por momentos logró hacer eso. En líneas generales, sin haber hecho un gran partido, generamos varias situaciones de gol, no tuvimos la efectividad necesaria y por momentos, especialmente en el primer tiempo, estuvimos muy imprecisos y eso hizo que dividamos la tenencia del balón con jugadores que saben manejar los tiempos y espacios, eso hizo que nos costara recuperar la pelota”, indicó.

“El rival no nos quitaba el balón, se los entregamos nosotros, y creo que eso es un error muy grave en el fútbol. Estuvimos muy imprecisos y lamentablemente, a causa de eso, nos hicieron correr demasiado, corrimos detrás de la pelota y nosotros somos un equipo que cuando tenemos posesión por lo general le hacemos eso al rival”, agregó.

LA PRESIÓN. Consultado si la presión de estar en la cima afectó a sus jugadores, Garnero señaló que “si estás peleando por la punta, no hay nada más motivante que eso, en cualquier parte del mundo. Presión deberían de sentir aquellos que pelean por mantener la categoría, no los que luchan por el título”.