País

Viven con temor a más derrumbes y obras aún no llegan cerca del cauce

Moradores en zona de arroyo Ferreira urgen construcción de muros. Desde Comuna afirman que habrá dos lotes de contratos: adenda y una nueva licitación, pero solo será para áreas más críticas.

“Eran las 4:00 de la mañana. Llovía fuerte y escuchamos un ruido. Prendí la luz y vi que empezó a caer parte de lo que es nuestro dormitorio. Corrimos como pudimos para salvarnos, con mi marido y mi hijo de 9 años. Donde estaba mi cama desapareció”. Este es el relato de Patricia Velozo, pobladora del barrio Republicano, cuya vivienda se encuentra en área del pronunciado barranco del arroyo Ferreira, sobre la calle Teniente Villalón casi 21 Proyectada, de Asunción.

Con las últimas lluvias, el desmoronamiento en la zona es cada vez más progresivo. Esta realidad se refleja principalmente en los barrios Republicano y Roberto L. Petit.

Los moradores, cuyas casas están cerca de este cauce, viven en zozobra por los constantes desprendimientos que llevan a su paso murallas, puentes, terrenos y hasta parte de viviendas, como en el caso de Patricia.

Este suceso puntual de la familia de Velozo, del que lograron salir ilesos, fue en la misma madrugada en que tres personas fallecieron en el barrio Chacarita por un alud que cayó sobre la vivienda, el pasado 31 de enero. Sin embargo, hasta el momento, según la dueña de la casa afectada, el área no fue intervenida con obras de emergencia.

“Solo aparecieron gente de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN) a prometer que nos traerían chapas pero nunca volvieron. Ahora estamos encimados en una sola pieza entre cinco personas y con miedo”, lamentó Patricia, quien trabaja como empleada doméstica.

Urgencia. Hace más de 10 años que comisiones vecinales de varios tramos solicitan a las autoridades, tanto de la Comuna como del Estado, la construcción de muro de gaviones a lo largo de las márgenes de este arroyo, que en algunas zonas llega a medir hasta 18 metros de altura, según Ruth Silva, una de las representantes de pobladores afectados. Su vivienda y la de sus vecinos, sobre 33 Proyectada y Teniente 1º Antonio Samudio, también se encuentran en peligro.

Esta semana, relata Silva, fueron al Ministerio de Obras Públicas (MOPC). “Tuvimos buena receptividad, solo que ellos deben tener documento en el que la Municipalidad solicite ayuda del MOPC”.

Intervención. Las obras de protección de las márgenes del arroyo Ferreira se darían a través de dos lotes de contrato: una nueva licitación, que aún está en proceso, incluye obras en otros arroyos, y debe pasar por la Junta Municipal para su aprobación, y la otra a través de una adenda con la empresa Puntal Construcciones, que aún no fue estudiada en la corporación legislativa, pero su ejecución sería la más rápida. Podría concretarse dentro de dos semanas, relató el director de Obras Municipales de Asunción, Antoliano Benítez.

Pero, aclaró que las intervenciones solo se darían en las áreas más críticas y no una protección que abarque el total del cauce. “No tenemos rubro para hacer completo. Estamos hablando de por lo menos 6 km multiplicado por dos, con una altura de 4 metros”, argumentó. Los puntos más críticos identificados, según Benítez, serían: el inicio del cauce en el barrio San Vicente, en zona de calle Obispo Maíz, como también 22, 23, 31 y 35 Proyectada.

Dejá tu comentario