Política

Suplente de Riera fue vinculado en 2014 a narcotráfico por Giuzzio

 

El ex diputado de la Asociación Nacional Republicana (ANR) Bernardo Lalo Villalba, del cartismo, fue señalado en una lista de vinculados a la narcopolítica en el 2014 por el entonces senador Arnaldo Giuzzio, actual ministro del Interior.

Villalba integra la lista de suplentes de la Cámara Alta y podría asumir como titular en la banca de Enrique Riera, quien fue nominado por el Poder Ejecutivo como embajador ante la Organización de Estados Americanos (OEA), con sede en Washington, Estados Unidos. Sin embargo, el Senado aún no le otorgó el acuerdo.

En el informe de Giuzzio, que fue presentado en una sesión en noviembre del 2014, se expuso sobre el narcotráfico y sus vínculos políticos, revelando un esquema del que formaban parte Villalba, quien fue diputado por Concepción de 2013 a 2018, además de Marcial Lezcano, Magdaleno Silva, Concepción Cubas de Villaalta, el actual diputado Freddy D’Ecclesiis y Carlos Rubén Sánchez alias Chicharõ, quien fue asesinado en agosto pasado.

La investigación fue presentada ante la Fiscalía, pero nunca tuvo seguimiento ni resultado alguno.

DEFENSOR DE NARCOS. Villalba reaccionó al informe de Giuzzio negando tener vínculos con el narcotráfico, y advirtió que hablar con sus clientes es una garantía constitucional, con referencia a su condición de abogado. “Que traiga los documentos que digan que estoy vinculado al narcotráfico, porque dice que tiene fonopinchazos, que no sé si son legales, en donde yo estoy hablando con mis clientes”, manifestó.

Villalba fue abogado del narcotraficante Jonathan Wink Soligo, hijo del también traficante Irineu Pingo Soligo.

Igualmente, defendió al narcotraficante Carlos Antonio Caballero, alias Capilo. Incluso, en 2014, fueron revelados mensajes en los que Villalba solicitaba a Capilo la suma de USD 5.000 para financiar su campaña política.

Otra persona relacionada con el narcotráfico a la que defendió Villalba fue Cristian Villaalta, quien había sido acusado por Giuzzio, cuando este era fiscal, por posesión y tráfico de 195 kg de cocaína.

Sin embargo, Villaalta fue condenado a 2 años con suspensión de pena por asociación ilícita.

El ex diputado fue señalado también por la Senad por sus conexiones, pero nunca fue afectado.

BIENES. En el 2013, cuando asumía como diputado, declaró un patrimonio neto de G. 11.211.713.410 y no contar con deuda alguna.

Acumuló una gran fortuna, que puede observarse en su declaración, en la que detalló contar con ocho propiedades cotizadas en más de G. 9.406 millones, depósitos por G. 495 millones, una deuda a cobrar de G. 425 millones, y dinero a cobrar de la Cajubi por un total de G. 3.000 millones; 5 vehículos que suman G. 426 millones, muebles por G. 300 millones.

Dejá tu comentario