Correo Semanal

La historia paraguaya despierta mucha pasión en la historieta

Epopeya del 70 es el quinto álbum de cómics que el escritor Javier Viveros produce sobre las guerras del Paraguay, con ferviente adhesión de una legión de lectores.

Andrés Colmán Gutiérrez
Escritor y periodista

Javier Viveros nunca olvida que llegó al oficio de escribir guiones y a editar obras de cómic o historietas por una casualidad o trampa del destino.

Él ya era un reconocido escritor y poeta, autor de varios libros, cuando una mañana, mientras visitaba el local de la librería Servilibro, en la Plaza Uruguaya, la editora Vidalia Sánchez le consultó si por acaso él escribía guiones de historietas.

“No, ni siquiera las leo. ¿Por qué?”, preguntó, intrigado. Entonces Vidalia le mostró un ejemplar de Vencer o Morir, un álbum de cómic que el dibujante Enzo Pertile había publicado con historias sobre la Guerra de la Triple Alianza en 2010, primero en forma de fascículos coleccionables con el diario Última Hora y luego compilados en un tomo publicado por Servilibro.

“Los lectores preguntan mucho si hay más historias como estas”, explicó Vidalia. Y lanzó el desafío: “¿No te animás a escribir algunos guiones que Enzo pueda dibujar?”.

Javier dijo que no, gracias, que aquello no era lo suyo… pero el bichito quedó picando. Empezó a indagar acerca del arte del cómic, a leer algunas obras y a preguntar a algunos de sus amigos que andaban en el tema cómo diablos se escribe un guion de historietas.

Así nació Pólvora y polvo, una primera colección de relatos sobre la Guerra del Chaco (1932-1935) que había enfrentado al Paraguay con Bolivia, escritos por Viveros y dibujados por Enzo Pertile y Juan Moreno. A partir de mayo de 2016, el diario Última Hora los publicó en 16 fascículos coleccionables a todo color. La buena recepción que tuvo la obra lo motivó a escribir más relatos para una segunda parte, con 20 nuevos episodios, convocando como dibujantes, además de Pertile y Moreno, a Roberto Goiriz y Kike Olmedo.

Esta vez el periódico no pudo acompañar el emprendimiento. Entonces Viveros se decidió a editar un álbum por cuenta propia, creando un sistema de reserva anticipada a través de una página en Facebook. Necesitaba contar con el compromiso de compras de unos 300 lectores para asegurar que cubriría los costos de impresión. En pocas semanas ya tenía a unos 600 lectores comprometidos con la adquisición.

Epopeya – La Guerra del Chaco en historietas apareció con 170 páginas, a todo color y en papel ilustración, en abril de 2015. Fue un fenómeno editorial, que llevó a la formación de una logia de apasionados por la historia, una especie de fan club. Los lectores que recibían sus ejemplares lo celebraban con fotos tomadas frente a algún monumento relacionado con la Guerra del Chaco en su pueblo o ciudad y lo compartían en las redes sociales.

HISTORIAS DESDE VARIOS PAÍSES

Tras el éxito, Javier Viveros redobló la apuesta y puso en marcha el álbum Epopeya II, o Epopeya Binacional, convocando a otros guionistas y dibujantes paraguayos y bolivianos. Lo que la guerra había separado, esta vez lo unía el arte del cómic. El álbum se editó en abril de 2016, mucho más voluminoso, con 204 páginas a todo color, repitiendo el éxito del volumen anterior.

“No hubo mucho tiempo para descansar, pues apenas terminado ese libro empezó el trabajo para la edición de Epopeya Guerra Guasu, para contar historias de la Guerra de la Triple Alianza. Considerando el gran resultado artístico del libro anterior, para este volumen invité a guionistas, dibujantes y coloristas de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay. Artistas de las cuatro naciones que antes estuvieron en guerra compartían páginas de una misma obra”, relata el escritor y editor.

Epopeya Guerra Guasu se publicó en noviembre de 2016 y la edición se agotó en pocas semanas. Entusiasmado, mientras continuaba escribiendo y publicando literatura, Viveros siguió con su producción historietística, dirigiendo la colección Literatura Paraguaya en Historietas de la editorial Servilibro, con adaptaciones al cómic de cuentos de grandes autores como Augusto Roa Bastos, Gabriel Casaccia, Josefina Plá, Helio Vera, Tadeo Zarratea, entre otros, colaborando con producciones del también histotietista y editor Roberto Goiriz, como Paraguay Reta Rekove y El Cabichui perdido.

“Así, aquello que intuí como una sola noche borrascosa de pasión (la producción de historietas) se ha convertido –merced a la astuta Scheherezade de la historieta– en una relación que ya lleva varios hijos y con otros en camino”, destaca el escritor.

LA HISTORIETA EN TIEMPOS DE PANDEMIA

Mientras trabajaba recluido en su hogar ante la cuarentena impuesta por la pandemia del coronavirus, Viveros consideró que era el momento de cerrar el círculo de la historieta de la historia con un segundo álbum sobre la Guerra del 70.

“En el 2020 se cumplen ciento cincuenta años del fin de la Guerra contra la Triple Alianza, por lo que era imperioso recordar a algunos de sus protagonistas y también hechos capitales”, relata el editor y autor.

Esta vez, Viveros decidió escribir personalmente todos los guiones, convocando a un grupo de muy buenos dibujantes como Roberto Goiriz, Enzo Pertile, Juan Moreno, Kike Olmedo, Adam, Andrewken Pl, Rolando Medina y Ruwer Amarilla, con los colores de Édgar Arce, Amado Escobar y Kike Espinoza.

Epopeya del 70 se acaba de presentar en el marco de la Primera Feria Virtual del Libro de Paraguay, un lujoso álbum de 2004 páginas con una impactante portada de Enzo Pertile. “Nuevamente trabajamos sobre el modelo de reserva anticipada de ejemplares y tuvimos una rápida respuesta, con la particularidad de que las entregas las estamos haciendo con el sistema de delivery o envíos a domicilio que impuso la cuarentena del Covid-19”, destaca Viveros.

Entre las 18 historias se incluyen El cañón cristiano, un guion que Javier Viveros había desarrollado inicialmente para el cine y ofrece un adelanto en historieta; una versión dibujada de la canción Tuyá Mi, correspondiente a Emiliano R. Fernández, un relato de cómo fue el abandono de la fortaleza de Humaitá, la adaptación gráfica de El último concierto de Madame Lynch, del escritor pedrojuanino Sacha Cardona, o un vibrante retrato del hundimiento del Acorazado Río de Janeiro.

“Una vez más logramos demostrar que la historia paraguaya sigue despertando mucha pasión desde la historieta y que tenemos aún mucho que narrar”, refiere Viveros.






Dejá tu comentario