País

“Antes era difícil que acepten la idea de una investigadora”

 

Lidia Quintana, máster científica por la universidad de Bath (Inglaterra). Con su trabajo se desarrollaron nuevas variedades de trigo que permitió la exportación de estos granos a otros países.

Fátima Mereles, doctora en Ciencias Biológicas en Ginebra, describió cuatro nuevas especies de plantas para la ciencia mundial.

Graciela Russomando, doctora en Ciencias Médicas, graduada en Japón, lideró el equipo por el que Paraguay fue declarado libre del mal de Chagas.

Mary Monte es historiadora y trabaja por dar a conocer el protagonismo femenino en la historia paraguaya. Son los cuatro rostros elegidos por Conacyt para dar a conocer el trabajo de las científicas locales en el marco del Día Internacional de la Niña y la Mujer en la Ciencia, que se recordó ayer.

“Antes era difícil que acepten la idea de una mujer investigadora, nos abrimos camino, pese a lo difícil que fue para el género, los bajos salarios que había en esa época”, cuenta Lidia Quintana, quien desarrolló variedades de trigo que se exportan hoy en diversos países de todo el mundo.

Dejá tu comentario