País

Alrededor de 300.000 personas en vilo por suspensión de Sputnik

INTERROGANTES. Muchas personas se preguntan qué pasará con la aplicación de la segunda dosis. GUARDADAS. La partida de los biológicos rusos que arribarán al país hoy estará en cuarentena.

Dolor de cabeza. La aplicación de la segunda dosis de la Sputnik V para las personas que debían recibirla el 4 de octubre está en suspenso. Son aproximadamente 300.000 quienes deben acceder a completar la inmunización con el biológico de origen ruso.

Esta cifra fue dada a conocer el 17 de setiembre por el director del Programa Ampliado de Inmunizaciones (PAI), doctor Héctor Castro.

El cronograma de actualización para la aplicación de la segunda dosis había llegado hasta las personas que se aplicaron la primera el 12 de junio. Quienes ya cumplieron el intervalo de más de tres meses quedaron con una gran incertidumbre ayer.

En dicho grupo se encuentran varias personas, entre ellas quienes padecen condiciones de salud vulnerables como pacientes oncológicos, entre otros.

El Ministerio de Salud había informado que tomó conocimiento de la suspensión de la aprobación de la Sputnik V de parte de la OMS. El organismo mundial había informado sobre la falta de comunicación de medidas adecuadas relacionadas con las buenas prácticas en uno de los cuatro laboratorios fabricantes.

Por tal motivo, las 105.000 dosis del componente II y 2.000 del componente I que arribarían esta mañana al país serán puestas en cuarentena hasta que se reciban los documentos, informaron ayer en conferencia de prensa.

PANORAMA

El doctor Tomás Mateo Balmelli, infectólogo, recordó que el laboratorio Gamaleya había hablado de una alta efectividad del biológico con una sola dosis hasta después de los tres meses.

“Pero nada de eso está verificado científicamente. No hay estudios al respecto con rigor científico que digan que dura tres meses, seis meses u ocho meses”.

Mencionó también que la única vacuna aprobada ya plenamente para su uso es la Pfizer.

Como una manera de calmar la ansiedad, Balmelli recordó que los índices actuales de la pandemia en el país son favorables.

“Los indicadores están en niveles muy bajos, hay poca transmisión del virus. Con una dosis ya estás protegido en un 86% de formas graves y mortalidad”.

Enfatizó también que la preocupación de muchas personas debe traducirse en no bajar la guardia en cuanto a los cuidados.

“Hay que insistir con los cuidados sanitarios, principalmente el uso adecuado del tapabocas en lugares cerrados y donde no puedan mantener el distanciamiento de dos metros”. Agregó que cumplir con las recomendaciones ha sido la mejor vacuna y la manera de evitar contagios.

Lo que pasó

La doctora María Antonieta Gamarra, directora de la Dirección Nacional de Vigilancia Sanitaria (Dinavisa), explicó a Monumental AM que la OMS ya había hecho algunas objeciones al laboratorio ruso. Al no solucionarlas, se procedió a la suspensión.

Gamarra aclaró que a Paraguay nunca llegaron las vacunas del laboratorio que fue objetado. Enviando tranquilidad a los que recibieron la primera dosis de Sputnik en el país. Explicó que en dicho lugar se hace el envasado del producto, mientras que en Gamaleya se tiene el principio activo del producto. “Nosotros todo lo que recibimos ahora viene de otro laboratorio, generalmente de Gamaleya, con todas las especificaciones y toda esa documentación”, señaló la responsable de Dinavisa.

Hoy desde Salud informarán sobre cómo seguirá el plan de vacunación. Garantizaron que nadie quedará sin su segunda dosis.

Ninguna de las vacunas que llegaron al país venían de ese laboratorio. Las que llegan acá vienen con su certificado de calidad y todo el documento de trazabilidad. Antonieta Gamarra, Dinavisa.

1.000.000 es el total de vacunas de origen ruso que Paraguay había comprado del Fondo Ruso de Inversión en febrero.

35.000 fue la cantidad de dosis que llegaron al país el 3 de setiembre. Las que llegaron eran del componente II.

107.000 es el número de vacunas Sputnik V que arribarán en la fecha al país. Del componente II son 105.000.




Dejá tu comentario