8 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
25°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
27°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
31°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
País
viernes 11 de noviembre de 2016, 02:00

Vicerrector se retracta y ve necesario intervenir la Fiuna

El Ing. Héctor Rojas, vicerrector de la Universidad Nacional de Asunción (UNA) y ex decano de la Facultad de Ingeniería (Fiuna), cambió de postura sobre la crisis que atraviesa esa casa de estudios. Como pasaron tres meses de inactividad académica, en la mayoría de las cátedras, y los estudiantes han radicalizado su posición, entiende que la única salida para devolver la normalidad a la institución es ordenando una intervención.

“El decano (Éver Cabrera) fue electo y de alguna manera hay una no aprobación de parte de una mayoría de los estudiantes y de un grupo de profesores. Ya se había intentado, a petición de parte, hacer una intervención. Pero como, según nuestro estatuto, para eso se requieren dos tercios de los votos y no se alcanzó ese número”, refirió Rojas en contacto con Monumental AM.

El miércoles último, el Consejo Superior Universitario (CSU) escuchó someramente el plan de Cabrera para restablecer el orden. El lunes 14 de noviembre, analizarán exclusivamente la solución a esta crisis que mantiene parada a la facultad hace casi 100 días.

Lamentó que el conflicto no se pueda resolver internamente, por lo que ahora ve que el único camino es intervenir. “Hoy ya no veo otra solución porque el perjuicio es tan grande que esa institución, a mi manera de ver, tiene que ser intervenida. Así lo veo hoy, anteriormente confiaba que eso se podía resolver”, dijo sobre su cambio de posición.

Indica que para una facultad el “perjuicio es muy grande” porque este año casi no habrá egresados. “No sé cómo van a hacer los chicos para defender su proyecto final. Si bien algunos están defendiendo, no creo que la generalidad esté dispuesta a presentarse a un examen tan importante en estas condiciones”, señaló.

Al Ing. Teodoro Salas, decano de Politécnica, el CSU le encomendó la difícil misión de mediar entre las partes para intentar buscar una conciliación. “La mejor salida es la intervención. Tiene que ser sensato ya el decano de dar un paso al costado; por algo los alumnos no ceden”, remarcó.

“Esto en cualquier momento se puede desbordar –advirtió– y todos seremos culpables. Eso es lo peligroso, siendo que podemos encontrar la solución”. Para él, las autoridades de Fiuna deben darse cuenta de que “no son un puñado de estudiantes los que están en paro”, remató.