20 de agosto
Domingo
Parcialmente nublado con chubascos
21°
Lunes
Parcialmente nublado
21°
Martes
Despejado
17°
25°
Miércoles
Despejado
22°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 4 de abril de 2017, 06:36

Supuesto ataque químico en Siria mató a familias que dormían

Familias enteras que dormían fallecieron asfixiadas en el supuesto ataque químico perpetrado en la ciudad de Jan Shijún, bajo control opositor y en el norte de Siria, donde decenas de personas han muerto, dijo el presidente del Consejo Local de la urbe, Osama al Siada.
EFE

Al Siada destacó en una conversación telefónica que el gran número de fallecidos -45, según el Consejo- se debe a que "familias enteras se asfixiaron mientras dormían" cuando se perpetró el bombardeo, a las 06.50 hora local (04.50 GMT), por lo que las ambulancias no pudieron hacer nada cuando llegaron.

Además, Al Siada apuntó que muchos perdieron la vida por la incapacidad de los hospitales de la zona para atender a todos los heridos, por lo que algunos perecieron antes de que pudieran recibir asistencia médica.

La fuente agregó que algunos casos fueron trasladados al Hospital de Idleb, en la capital de la provincia homónima, donde se ubica Jan Shijún, y al de Bab al Haua, en la frontera con Turquía, para desde allí ser llevados a centros sanitarios turcos.

Al Siada señaló que aviones de las fuerzas gubernamentales efectuaron cuatro bombardeos con proyectiles que contenían gas cloro y gas sarín en distintas áreas de Jan Shijún.

"Tres fueron contra el viviendas de civiles en el barrio del norte y el cuarto, contra el centro de la población", indicó.

Según el último recuento difundido por el Consejo Local de Jan Shijún, al menos 45 personas murieron y 200 resultaron heridas por este supuesto ataque químico, aunque el Observatorio Sirio de Derechos Humanos elevó a 58 la cifra de fallecidos.

La urbe de Jan Shijún tiene unos 75.000 habitantes, muchos de ellos desplazados procedentes de la vecina provincia de Hama, y está bajo el control del Ejército Libre Sirio (ELS), de acuerdo a los datos proporcionados por el director del opositor Centro de Información de Idleb, Obeida Fadel.