9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
25°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
27°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
31°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Política
martes 25 de octubre de 2016, 02:00

Plan de la oposición movilizó al oficialismo en la Cámara Baja

Un lunes poco habitual es el que se tuvo ayer en la Cámara de Diputados, ante el hecho de que varios diputados estuvieron presentes en la institución cuando que habitualmente suelen seguir en sus respectivos lugares de origen.

Generalmente son contados los legisladores que los lunes asisten a la sede parlamentaria, pero ante la intención de la oposición de realizar una sesión extraordinaria para enviar al archivo el proyecto de enmienda constitucional, las reuniones en la oficina del presidente, Hugo Velázquez no cesaron en la víspera.

Pero no solo los colorados se reunieron con Velázquez, también los liberales, Fernando Nicora y Édgar Ortiz, quienes están negociando sus votos.

Velázquez inició a la mañana temprano su jornada en Mburuvicha Róga, donde junto a otros diputados se reunió con el presidente Horacio Cartes. Mencionó que en dicho encuentro el presidente le manifestó que no interferirá en lo que se decida en la Cámara Baja. “Cartes me dijo que él no va a tomar partida, que la cámara tome la decisión que le parece más conveniente. Yo si, voy a hablar, porque realmente tengo que saber bien quienes están a favor y quienes están en contra, ahora todo es rumor”, expresó ante la intención que tienen varios de sus correligionarios de rechazar la enmienda.

Manifestó que son cinco a seis los colorados que votarían en contra y cada uno tiene su motivo. Dijo que algunos ya no van a continuar como legisladores o que ven con pocas chances la posibilidad de continuar en los cargos y otros porque tienen sus dudas jurídicamente hablando.

Señaló que en ese sentido, Clemente Barrios, como líder de bancada le convocó a los 46 colorados para saber cuál es la posición de los mismos.

De acuerdo a Velázquez, si el problema gira en torno a las candidaturas es una cuestión solucionable, debido a que el “modus operandi” del movimiento Honor Colorado es habilitar a todos aquellos que quieran candidatarse. “Si el tener un lugar en las listas nomás es el problema, es muy fácil de solucionar, porque siempre en Honor Colorado se dio a todos los candidatos para candidatarse por diversas listas. Pero es pérdida de tiempo tratar de negociar con cargos”, aseguró.