7 de diciembre
Miércoles
Poco nublado con tormentas
23°
30°
Jueves
Lluvioso
21°
27°
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Mayormente nublado
19°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
domingo 4 de septiembre de 2016, 01:00

“No podés decir que sos de Arroyito porque ya te relacionan con el EPP”

“De nosotros (los pobladores de Arroyito) se tiene miedo; nadie nos quiere dar trabajo. Lo que nadie quiere hacer, hacemos nosotros y ganamos 30.000 por día. Por 10.000 guaraníes tienen que comer nuestras familias”, relataba Pablo Ponce, agricultor que vive en Arroyito, ante el asombro de los presentes.

El hombre es uno de los vecinos de la zona –donde, según las autoridades del Gobierno, se mueve el grupo armado Ejército del Pueblo Paraguayo– que participó ayer del programa La Lupa, emitido por Telefuturo, y donde los habitantes de aquella parte del Departamento de Concepción tuvieron la oportunidad de hacer oír su voz a la opinión pública, que en gran parte los considera como protectores de guerrilleros y terroristas.

Petrona Carreras, una mujer que vive en el Núcleo 3, manifestó que una vez tuvo que trasladarse hasta el Hospital de Luque y no le quisieron atender por ser de la zona del EPP. “No podés decir que sos de Arroyito porque ya te relacionan con el EPP”, manifestó con algo de bronca en la voz.

Por su parte, el padre José Zabala, sacerdote que trabaja en Arroyito desde hace 3 años, recordó que en un viaje que hizo a la capital del país, sus allegados le gastaban bromas preguntando si no traía una bomba en la sotana.

Crítica a de vargas. El cura criticó duramente también al ministro del Interior Francisco De Vargas por sus expresiones. “Ese es el concepto que se tiene. Últimamente el ministro del Interior, Francisco De Vargas, viene diciendo que toda la gente que estamos acá formamos parte como logística de este grupo. No podemos negar la existencia del EPP, pero que todos los pobladores seamos parte negamos en forma contundente”, afirmó.

Marciano Jara Romero, otro antiguo poblador de la zona, habló en nombre de sus compueblanos y aseguró que rechazan cualquier tipo de violencia, porque los afectados son gente joven y humilde.

Manifestó que a pesar de todas las dificultades que deben afrontar día a día, ellos eligieron el camino del trabajo en la tierra que los vio nacer y no resignarse “a la miseria, pobreza y el abandono del Estado”.

Por su parte, Matilde Cendra negó que los pobladores estén dependiendo solo de la asistencia del Estado y aseguró que los habitantes de Arroyito se organizan en diferentes aspectos y buscan desarrollarse por sus propios medios para hacer frente a las necesidades. “Nos reunimos, analizamos nuestra situación y todo hacemos en forma conjunta”, expresó la mujer.