8 de diciembre
Jueves
Lluvioso
21°
25°
Viernes
Lluvioso
20°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
miércoles 24 de agosto de 2016, 02:00

Empresarios defienden la rebaja del inmobiliario y retrucan a intendentes

La ARP, UIP y Cerneco salieron a defender la vigencia del decreto 5775 y sostienen que se corrigieron errores anteriores. Aseguran que los jefes comunales recaudarán 250% más que el año pasado.

Representantes de la Asociación Rural del Paraguay (ARP), la Unión Industrial Paraguaya (UIP) y Centro de Regulación, Normas y Estudios de la Comunicación (Cerneco) defendieron el decreto 5775/16, por el cual se reducen los valores fiscales de tierras rurales, y aseguraron que la normativa no disminuirá la recaudación tributaria para los municipios, como afirman los intendentes.

"Con este decreto, los municipios, a pesar de las rebajas que establece, recaudarán 250% más que el año pasado, no pueden decir que va a disminuir su recaudación", dijo Eduardo Felippo, titular de la UIP, en conferencia de prensa realizada ayer.

Manuel Riera, vicepresidente segundo de la ARP, afirmó que el decreto 5775 en realidad corrigió los errores del anterior decreto 4646/15, pero siempre respetando el espíritu de la ley 5513/15, que el año pasado había modificado la ley del impuesto inmobiliario, elevando hasta cuatro veces más el monto a cobrar por hectárea.

Explicó que el anterior decreto tenía algunas inconsistencias, como el aumento generalizado de los valores fiscales en un 400%, sin tener en cuenta la equidad tributaria y la aptitud agrológica de los suelos.

Riera indicó que la Ley 5513/15 estableció dos criterios; uno de ellos es la justicia tributaria y la otra es el valor agrológico del suelo, pero el decreto 4646 "no tuvo en cuenta estos dos principios ya que, por ejemplo, las tierras más productivas de Itapúa valen G. 1.520.000 y las tierras del Departamento Central G. 2.640.000, sin considerar la situación de los pequeños productores que existen en la zona de Areguá", dijo.

Señaló que las tierras de Nanawa y José Falcón, situadas en el Chaco, estaban catalogadas como tierras agrícolas y valoradas igual o más alto que las de Alto Paraná. El nuevo decreto corrige estas inconsistencias y establece nuevos valores más reales al suelo de algunas zonas, que van entre 250% y 400% más que el año pasado, explicó.

MOROSOS. Riera aseguró que debido a los altos aumentos que se generaron en el impuesto inmobiliario, tanto los grandes productores y con más razón los pequeños aún no pagaron sus impuestos en este ejercicio fiscal, lo que contradice el argumento de los intendentes que afirman que son los grandes propietarios de tierras los que no pagan sus impuestos.

Intendentes de varias localidades rechazan el decreto 5775 y piden que el presidente Horacio Cartes derogue el mismo, pues afirman que solo beneficia a los grandes latifundistas. Participaron de la conferencia Enrique Bendaña de Cerneco y Beltrán Macchi, de la UIP, así como ganaderos de diferentes departamentos.