26 feb. 2024

Modifican fecha del Corso Encarnaceno por el turismo

Con el objetivo de aprovechar el feriado largo del último fin de semana de febrero y de esa manera promover el turismo interno, el Club de Clubes decidió modificar la fecha de realización del Carnaval Encarnaceno 2023 en una de las rondas.

Por lo tanto, la jornada popular que se tenía prevista para el viernes 10, se desarrollará el sábado 25. La mayor fiesta de carnaval del país fue declarada de Interés Turístico Departamental, por la Gobernación de Itapúa, que también brinda un apoyo económico de 100.000.000 de guaraníes para la organización.

Estos importantes anuncios fueron realizados este miércoles a través de una conferencia de prensa brindada por los integrantes del Club de Clubes en forma conjunta con autoridades departamentales.

Cabe destacar que la primera ronda del Carnaval Encarnaceno tendrá lugar este sábado 4 de febrero en el Centro Cívico Municipal “Sambódromo”.

El gobernador de Itapúa Christian Ríos destacó que el Gobierno Departamental está dando su respaldo al evento mediante una declaración de Interés Turístico, y un apoyo económico entre otras.

“Itapúa es el destino más elegido para el turismo interno, por lo tanto, la Gobernación tiene el máximo interés en dar respaldo a este tipo de eventos que significa una inyección económica para diversos sectores, no solamente de Encarnación, sino de todo el Departamento de Itapúa”, dijo.

Cabe mencionar que en principio las fechas de realización de la presente edición del carnaval era el 4, 10, 11 y 18 de febrero, pero considerando el decreto del Poder Ejecutivo que el feriado del 1 de marzo pasa para el lunes 27 de febrero, la jornada del viernes 10 se trasladará al sábado 25, de esa manera aprovechar el feriado largo. AR

Más contenido de esta sección
El mandatario decidió crear el fondo nacional de alimentación escolar esperando un apoyo total, pues quién se animaría a rechazar un plato de comida para el 100% de los niños escolarizados en el país durante todo el año.
Un gran alivio produjo en los usuarios la noticia de la rescisión del contrato con la empresa Parxin y que inmediatamente se iniciaría el proceso de término de la concesión del estacionamiento tarifado en la ciudad de Asunción. La suspensión no debe ser un elemento de distracción, que nos lleve a olvidar la vergonzosa improvisación con la que se administra la capital; así como tampoco el hecho de que la administración municipal carece de un plan para resolver el tránsito y para dar alternativas de movilidad para la ciudadanía.
Sin educación no habrá un Paraguay con desarrollo, bienestar e igualdad. Por esto, cuando se reclama y exige transparencia absoluta en la gestión de los recursos para la educación, como es el caso de los fondos que provienen de la compensación por la cesión de energía de Itaipú, se trata de una legítima preocupación. Después de más de una década los resultados de la administración del Fonacide son negativos, así como también resalta en esta línea la falta de confianza de la ciudadanía respecto a la gestión de los millonarios recursos.
En el Paraguay, pareciera que los tribunales de sentencia tienen prohibido absolver a los acusados, por lo menos en algunos casos mediáticos. Y, si acaso algunos jueces tienen la osadía de hacerlo, la misma Corte Suprema los manda al frezzer, sacándolos de los juicios más sonados.
Con la impunidad de siempre, de toda la vida, el senador colorado en situación de retiro, Kalé Galaverna dijo el otro día: “Si los políticos no conseguimos cargos para familiares o amigos, somos considerados inútiles. En mi vida política, he conseguido unos cinco mil a seis mil cargos en el Estado...”. El político había justificado así la cuestión del nepotismo, el tema del momento.
A poco más de dos semanas del inicio de las clases en las instituciones educativas oficiales, nos encontramos frente a un desolador y conocido panorama: el abandono de las escuelas públicas. En un rápido recorrido de UH por algunos establecimientos se comprueban pisos hundidos, techos con goteras, letrinas en vez de baños, sin acceso a energía eléctrica o agua potable. Ese es precisamente el estado de la educación pública en el Paraguay, un país desigual que les niega las mínimas oportunidades a sus niños y jóvenes.