18 de agosto
Viernes
Parcialmente nublado
19°
29°
Sábado
Poco nublado con tormentas
15°
28°
Domingo
Mayormente despejado
21°
Lunes
Despejado
13°
23°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Nacional
lunes 5 de junio de 2017, 18:20

Otro caso de niña madre: Imputaron al padre del bebé

Una adolescente de 13 años de edad dio a luz en la noche del domingo en el Centro Asistencial de Ypané. El bebé nació prematuro. El embarazo puso en riesgo la vida de madre e hijo. Este lunes, la Fiscalía imputó al papá del bebé.

El caso tomó conocimiento público en la noche del domingo cuando la niña llegó hasta el centro asistencial de Ypané a bordo de un taxi. La misma tuvo que ser asistida de urgencia por los médicos cuando se de percataron que estaba a punto de dar a la luz.

La menor tenía 29 semanas de gestación, pero no se realizó un solo control prenatal en todo ese tiempo. De hecho, ocultó el embarazo a su hermana y a su novio, un joven de 21 años edad.

Ante la urgencia, el recién nacido necesitaba ser llevado a una sala de terapia intensiva y después de muchas vueltas logró ser intervenido en un sanatorio privado de la ciudad de Fernando de la Mora.

El drama social detrás el caso

Este nuevo caso de embarazo de una niña saca a la luz la falta de preparación del sistema de salud pública para atender estos casos y el drama social que se genera ante la exposición de los menores.

La niña vive con la hermana de 22 años, quien tiene su tutela legal desde que su madre falleció y el padre las abandonó. La encargada trabaja todos los días desde tempranas horas y deja a su hermana sola durante todo el día.

La niña de 13 años mantenía una relación amorosa con un joven de 21 años de edad, quien tampoco estaba enterado del embarazo de su novia.

Este lunes, al tomar conocimiento del caso, el fiscal Nicasio Galeano imputó al hombre por abuso sexual en menores y ordenó su detención en la Comisaría 2ª de Potrerito.

La hermana, en entrevista a NoticiasPy, confesó que nunca se dio cuenta del avanzado estado de gravidez de la niña y que solo imaginó que la panza se debía a que había subido de peso.

Por su parte, la doctora Ada Cáceres, quien estuvo a cargo de la asistencia de la menor, informó que la misma está estable, con todos los signos vitales, pero que seguirá internada hasta que se confirme su evolución favorable.

"Ella está muy bien, pero eso no evita que con el correr de las horas, porque es un embarazo de alto riesgo al ser ella menor de edad, sufra alguna descompensación", manifestó.

En Paraguay, solo en enero del 2016 se registraron 2.000 denuncias de abuso sexual en menores. El caso implica también cuando un menor de edad mantiene una relación amorosa que llega al coito con un mayor de edad.