9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
20°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
jueves 3 de noviembre de 2016, 13:49

La oposición venezolana exige "una solución electoral" para continuar el diálogo

Caracas, 3 nov (EFE).- La opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) presentó hoy varias condiciones para volver a sentarse en la mesa de diálogo con el Gobierno de Venezuela el próximo 11 de noviembre, entre ellas el compromiso "de ambos bandos a una solución electoral para salir de la crisis".

La alianza de partidos opositores exigen también que "en el corto plazo" se celebren los comicios para elegir a los diputados del estado Amazonas que fueron destituidos por un tribunal hace casi un año luego de que la oposición tuviera una victoria contundente.

El alcalde opositor Carlos Ocariz, uno de los delegados de la oposición para estas conversaciones con el Gobierno, indicó en una rueda de prensa que la búsqueda de una salida electoral es el propósito fundamental por el que la MUD decidió participar en la mesa.

"Queremos una solución electoral a la profunda crisis que vive el país, producto de la nefasta política por parte del gobierno central, (...) ahí tenemos dos vías que hemos propuesto, la primera es la reactivación del referendo revocatorio, la segunda es el acuerdo para unas elecciones adelantadas", dijo.

El alcalde recalcó que estas soluciones deben ocurrir en "le muy corto plazo".

Con este mismo propósito, que antes del 4 de diciembre, cuando se vence el período a dos rectores del Poder Electoral, "tengamos el compromiso en la mesa para acordar estos dos nombres de mutuo acuerdo y que tengamos un nuevo CNE (Consejo Nacional Electoral).

Asimismo exigen la libertad para los detenidos identificados como "presos políticos", "que vuelvan los exiliados y la anulación de los procesos de persecución judiciales y administrativos a toda la dirigencia opositora".

Un tercer reclamo que los opositores consideran fundamental es el respeto a los poderes públicos del país, principalmente el Legislativo, el único controlado por los opositores, pero declarado en desacato por el Tribunal Supremo de Justicia venezolano (TSJ).

"Que todos los poderes públicos en Venezuela, particularmente, el CNE y el TSJ, y también por supuesto que el Poder Legislativo tenga el peso que debe tener según la Constitución". dijo.

La lista de exigencias que piden que se cumplan en "los últimos días concluye reclamando la atención a las víctimas producto de la crisis humanitaria".

Estas metas que "fueron trabajadas por todo el equipo nuestro, por todos los partidos de la MUD y que también están en consenso", precisó.