26 de marzo
Domingo
Tormentas
22°
29°
Lunes
Tormentas
21°
29°
Martes
Parcialmente nublado
22°
31°
Miércoles
Despejado
21°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Política
miércoles 21 de diciembre de 2016, 01:00

Dicen que el objetivo es llegar a la Corte

La senadora del Partido Democrático Progresista (PDP), Desirée Masi, afirma que la estrategia de Fernando Lugo y del presidente Horacio Cartes es que la Corte decida sobre la posibilidad de que puedan competir en el 2018.

“Yo tengo una lectura (...). En primer lugar, Lugo no se deja presionar por ese tipo de cosas”, refirió con relación a la resolución del Tribunal Superior de Justicia Electoral.

“Es parte de una maniobra donde al final todo va donde Lugo quiere y donde Cartes quiere: la Corte Suprema de Justicia. Esa es la realidad. Logran llevar la pelota al arco que ellos querían”, sentenció.

Sostuvo que el Poder Judicial no puede interpretar otra cosa más que la reelección no es por la vía de la enmienda y que no se puede tratar hasta dentro de un año.

Remarcó además que la certeza constitucional no existe. “Con la Corte se puede esperar cualquier cosa”, cuestionó.

juega a dividir. A criterio de Masi, la mejor estrategia de Cartes es dividir a la oposición, y lamenta que Frente Guasu se preste al juego propiciando que no exista unidad en el 2018.

Sugirió al cartismo tener cuidado con el discurso “que la gente decida”, dando a entender que podría ser como un boomerang, y los resultados podrían ser en su contra.

Alegó que el PDP estuvo tratando de construir una alianza o concertación hablando con Lugo y hasta con los liberales Blas Llano y Efraín Alegre. “Lo de Llano no me extraña, porque funciona a control remoto del presidente Cartes”, disparó, teniendo en cuenta el acercamiento entre el dirigente liberal y Cartes.

Sobre el mandatario indicó que el mismo está acostumbrado a la política de la billetera y “juega muchísimo a dividir a la oposición”.