23 de julio
Domingo
Despejado
19°
31°
Lunes
Despejado
20°
33°
Martes
Mayormente despejado
18°
32°
Miércoles
Despejado
18°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 4 de enero de 2017, 03:19

Un funeral íntimo para Debbie Reynolds y Carrie Fisher

Los Angeles (EEUU), 4 ene (EFE).- La familia de las actrices Debbie Reynolds y Carrie Fisher, madre e hija que murieron con apenas 24 horas de diferencia, celebrará mañana una ceremonia íntima en homenaje a las fallecidas, que un día después recibirán sepultura en el cementerio Forest Lawn Memorial Park de Los Ángeles.

El acto de homenaje, que tendrá lugar en las instalaciones que tiene la familia en Beverly Hills, será "ultra-privado", dijo una fuente próxima a la familia a la revista People.

Según el medio especializado The Hollywood Reporter, el acto será sólo para familiares y amigos cercanos.

"No estoy seguro de cómo lo van a llamar, funeral o velatorio, pero será el jueves en la casa (...). Será exactamente lo que ellas querían, estar juntas", dijo otra fuente a The Hollywood Reporter.

La pasada semana se supo que la intención de la familia era celebrar un funeral conjunto para despedir a las dos intérpretes.

"Ésa es mi preferencia", respondió Todd Fisher, hijo de Reynolds y hermano de Carrie Fisher, a la revista People acerca de si se llevaría a cabo una ceremonia conjunta.

"Obviamente no está cerrado, pero creo que suena como una gran idea teniendo en cuenta la bella historia que hubo entre ellas", añadió entonces.

Algunas informaciones apuntaron a la posibilidad de que, tras la ceremonia privada, se celebrara algún tipo de homenaje más grande y público, aunque por el momento no hay nada confirmado al respecto.

Carrie Fisher, la icónica princesa Leia de "Star Wars", murió el pasado martes en Los Ángeles a los 60 años tras sufrir un ataque al corazón en un avión.

Su madre, Debbie Reynolds, la inolvidable protagonista de "Singin' in the Rain" (1952), falleció tan sólo un día después, a los 84 años, debido a un derrame cerebral también en Los Angeles.