Nacionales

Uso de preservativos no es difundido por prohibición de la Iglesia

El Ministerio de Salud Pública confirmó el aumento de casos de sífilis en la población paraguaya por la promiscuidad y la falta del uso del condón. Afirman que es difícil hacer una campaña para el uso del preservativo porque la Iglesia Católica prohíbe esa medida.

Uno de los problemas para la cartera sanitaria es la realización de una campaña de concienciación para el uso del preservativo, como medida de prevención contra las enfermedades de trasmisión sexual.

"El paraguayo usa poco el preservativo", afirmó la directora del Departamento de Información Estratégica y Vigilancia Epidemiológica del Programa Nacional de Control de Sida-ITS (Pronasida), del Ministerio de Salud Pública (MSP), María Ramona Valdez a la 780 AM.

Lamentó la falta de una mayor campaña para el uso de condón por estar prohibida su utilización por la Iglesia. Dijo que primero se debe hablar de abstinencia, luego de la pareja única (fidelidad) y en tercer lugar están las medidas de barrera como los condones. Cree que las primeras dos opciones ya son difíciles de inculcar en esta época.

La prevalencia de la sífilis en nuestro país es 4 de cada 100 habitantes (4%), sobre todo jóvenes, cifra muy alta con relación a los países de la región, que mantienen un promedio de 1,5%, como el caso de Brasil. La franja etaria más afectada es de 15 a 24 años. La promiscuidad y la falta de uso del condón inciden en el crecimiento de este número.

Valdez dijo que esta enfermedad se puede curar bien con la aplicación de tres dosis de penicilina para cada persona. Recomienda que la pareja sea tratada y no solo uno de ellos. "Con menos de G. 10.000 se cura", aseguró.  

Si bien afecta en mayor medida a los jóvenes, la directora del Pronasida indicó que la sífilis también está entre los adultos.

Los datos estadísticos del Laboratorio Central, dependiente del Ministerio de Salud, revelan que de 6.100 estudios realizados en 2013, 820 dieron positivo. Entre ellos 470 fueron en mujeres y 350 en hombres, informó el director de la institución, Gustavo Chamorro.

"Es una norma moral"

El obispo Ignacio Gogorza ratificó que la Iglesia Católica prohíbe la utilización del preservativo porque no permite realizar el acto sexual.

Dijo que es una norma moral de la institución y no pueden ir contra ellas. Aseguró que no aceptarán una campaña sobre la utilización de esta medida de protección, pero resaltó que eso depende de cada uno.

Para el religioso es necesario hacer una buena educación sexual porque es una situación difícil para todos.

Dejá tu comentario