País

UNA investigará las propiedades del cannabis medicinal en su laboratorio

En la UNA preparan este año una investigación que puede sentar las bases para producir aceite de cannabis para uso medicinal. Incluso, ya se habla de que un frasco de G. 1.500.000 bajaría a G. 150.000.

La Universidad Nacional de Asunción (UNA) prepara su laboratorio para encontrar científicamente las mejores variedades de cannabis con fines medicinales. Aguardan la convocatoria del Programa Prociencia del Consejo Nacional de Ciencias y Tecnología (Conacyt) para presentar los proyectos de investigación, según revela la Dra. Inocencia Peralta, directora de la Dirección General de Investigación Científica y Tecnológica (DGICT).

Mientras, mantienen diversas mesas de trabajo con diferentes instituciones y actores involucrados –médicos y pacientes– en torno al uso farmacológico del cáñamo. "La idea es buscar variedades que produzcan la mejor calidad de aceite que no tenga efecto sicotrópico. Ahí se abre un abanico de investigaciones que la UNA estaría liderando en compañía del Ministerio de Salud Pública y otras instituciones", precisa Peralta.

De las reuniones que mantienen, Peralta comenta que la producción local de aceite de cannabis reducirá por lo menos hasta 10 veces su costo.

"Hasta donde estuvimos viendo, costaría en el orden del 10% de lo que ahora se está comprando. Es decir, algo que está costando G. 1.500.000 se espera que cueste G. 150.000", señala al aclarar que es lo que cuentan los médicos y padres de pacientes que está utilizando el producto. "No le puedo precisar esos números porque hay que estudiar primero, escalar la producción; pero, va a bajar (...). Puede que termine costando G. 300.000, pero igual es una reducción importante, además de que todo el recurso será local", pondera.

Peralta estima que una vez que empiecen a investigar pasarían dos años –por lo bajo– para que se pueda iniciar alguna producción local de aceite de cannabis que, de momento, llega por importación de la industria farmacéutica.

"Lo que se busca es acortar todos los plazos que sean posibles para poder disponer del producto a nivel local, principalmente los pacientes que tienen muchas necesidades y no tienen posibilidad de adquirir dos frascos por mes", refiere sobre la cantidad que deben aplicarse el producto.

Aún ignoran cuánto demandarán de inversión las líneas investigativas que –indica– serán por la Dirección Nacional de Vigilancia de la Salud, dependiente del Ministerio de Salud Pública, conforme establece la recién promulgada Ley 6007 que crea el Programa Nacional para el Estudio y la Investigación Médica y Científica del uso medicinal de la planta de Cannabis y sus derivados (Proincumec).

Embed

Los productos que se usan son importados y se busca producir a nivel local para abaratar los costos. Inocencia Peralta, directora de la DGICT.


Dejá tu comentario