País

SET sale a la caza y detecta gran evasión

 

La Subsecretaría de Estado de Tributación (SET) se hizo eco de las denuncias ciudadanas y salió a la caza del denominado enjambre amarillo en Asunción y alrededores.

Según explicó el director de Fiscalización de la SET, Daniel Farías, en los primeros procedimientos ya fueron controlados unos 400 vehículos, aproximadamente. El resultado es alarmante: el 90% no entrega facturas; es decir, está evadiendo al Fisco.

El funcionario indicó que ante esta situación la Administración Tributaria puede aplicar multas que van del 100 al 300% del monto dejado de abonar o incluso puede establecer controles específicos si hay casos reiterativos.

“Pedimos información a la Municipalidad de Asunción, pero ante el escueto reporte empezamos a visitar parada por parada. En este sector es marcada la no entrega de facturas, por lo que también estamos insistiendo en cuatro recordatorios: Deben inscribirse en el Registro Único del Contribuyente (RUC), deben tener facturas legales, deben entregar esas facturas por viaje y, finalmente, como todos los demás contribuyentes, son pasibles de sanción”, expresó.

“Los controles no van a parar, van a seguir todo el año, por lo que iremos actualizando los resultados en los meses siguientes”, acotó Farías.

OBLIGACIONES. El director de Fiscalización de la SET recordó que los taxistas deben abonar el impuesto al valor agregado (IVA) por sus actividades diarias y los impuestos a la renta en caso de obtener ganancias netas por los viajes.

Recalcó que si los conductores trabajan en relación de dependencia, la factura debe ser entregada por la parada o la empresa a la que pertenecen; pero si prestan el servicio de forma personal, el comprobante legal debe ser entregado por cada taxista.

¿CUÁNTO APORTAN? La realidad es que el enjambre amarillo en Asunción exige mucho, pero aporta poco.

De acuerdo con los datos de la SET, en el 2018, la contribución del sector fue de poco más de G. 77 millones, mientras que los contribuyentes registrados en capital totalizaban los 774.

Si se compara ese aporte con los contribuyentes registrados, el resultado es que cada taxista aportó apenas G. 99.997 al Fisco.

El viceministro de Tributación, Fabián Domínguez, reconoció también que pese a los intensos controles que se realizan, los resultados registrados casi no variaron.

Dejá tu comentario