Política

Sesión en la que se archivó proyecto para eliminar el Parlasur es ilegal

La convocatoria a la plenaria se debió realizar por escrito y firmado por 15 diputados; sin embargo, la notificación se hizo de manera verbal y no fueron informados los 80 legisladores.

Varios diputados reconocieron ayer que no fueron notificados para la sesión extraordinaria que se realizó el miércoles en la Cámara Baja, ocasión en la que fue remitido al archivo el proyecto de ley por medio del cual se buscaba eliminar el protocolo constitutivo del Parlamento del Mercosur.

Dicha reunión fue convocada poco después de que se levantó la sesión ordinaria y solamente se hizo de manera verbal, cuando el reglamento interno establece que se debe hacer un pedido escrito firmado por 15 legisladores.

El artículo 37 del reglamento interno señala que “la petición presentada fuera de sesión, será formulada por escrito, firmada por quince diputados, por lo menos, y dirigida al presidente, con lo que éste fijará el día y la hora de la convocatoria”.

Desde el miércoles a la tarde se solicitó a la Dirección de Comunicación una copia del pedido firmado por 15 parlamentarios, pero solamente pudieron facilitar la convocatoria firmada por Miguel Cuevas, presidente de la sede parlamentaria.

En ese sentido, el diputado Jorge Ávalos Mariño, líder de una de las bancadas del PLRA, dijo que se enteró por la prensa que se estaba sesionando de nuevo. “No fuimos convocados y lo que se hizo es contrario al reglamento”, remarcó, al tiempo de señalar que esa misma mayoría que actúo ilegalmente no permitirá que se revea lo aprobado. “Lastimosamente se deja un precedente. Nosotros nos retiramos porque se había llegado a un acuerdo de aplazar el estudio del proyecto por 30 días. Si nos avisaban, posiblemente participábamos”, expresó el parlamentario.

SIN AVISO. En el mismo sentido se manifestó Pastor Vera Bejarano, líder de otra bancada liberal, quien indicó que tampoco fue notificado de la sesión extra.

Rocío Vallejo, de Patria Querida, mencionó por su lado que “se olvidaron” de notificar a por los menos 20 diputados.

Kattya González, una de las proyectistas del documento con el que se buscaba ahorrar unos G. 23 mil millones a las arcas del Estado, anunció que en la siguiente sesión pedirá el rechazo del acta de la reunión anterior, por tratarse de un acto ilegal.

“Fue nula de toda nulidad, fraudulenta, ideológicamente deshonesta, de contenido falso, entonces no sirve lo resuelto allí”, aseveró.

Con una postura similar se manifestó el liberal Edgar Acosta, quien pidió a la ciudadanía que se movilice de manera pacífica en contra de los parlamentarios que abusan del poder, y pidió que no se les deje solos a aquellos que no lo hacen.

Adelantó que también pedirá el rechazo del acta de la citada sesión.

Salustiano Salinas, también líder del PLRA, informó que el presidente le comunicó de la convocatoria por teléfono, pero que tanto él, como otros de sus colegas de bancada ya habían abandonado la sede legislativa

Dejá tu comentario