Arte y Espectáculos

Serrat y Sabina, antes de su recital en Paraguay, deleitaron en Buenos Aires

 

Joaquín Sabina y Joan Manuel Serrat volvieron a la carga. Buenos Aires fue testigo del inicio de su tercera gira juntos, No hay dos sin tres, en la que sacan de nuevo brillo en un mismo escenario a su larga lista de éxitos para revolver con maestría la nostalgia de un público que los idolatra. En Paraguay, su recital está fijado para el sábado 16, a las 21.00, en el Arena SND (Eusebio Ayala y RI 6 Boquerón). Entradas, desde G. 425.000, por Ticketea.

En Argentina, que 15.000 personas hubieran comprado su entrada para verlos, ya presagiaba que la experiencia iba a ser intensa. Y no es para menos. La capital argentina, donde se presentarán durante cuatro noches –la primera, el sábado, ya colgó el cartel de lleno total–, es frecuentada por los cantautores españoles desde el comienzo de sus respectivas y extensas carreras. A la cita no faltaron matrimonios, grupos de amigos, padres e hijos... y todos con algo en común: reencontrarse con canciones y voces que han marcado sus vidas. Muchos rondando la edad de los protagonistas –Serrat 75 años y Sabina 70–, pero también jóvenes a quienes seguro en casa les ponían de pequeños las casete de el Nano y el Flaco, como llaman cariñosamente sus seguidores. “Se preguntarán ustedes qué hacemos aquí de nuevo, por qué nos juntamos y nos separamos continuamente”, dijo Serrat.

En total, desfilaron una treintena de temas interpretados a dúo o en solitario, y algunos de los hits del uno cantados por el otro. EFE

Dejá tu comentario