Nacionales

Senado evita tratar la interpelación de ministros de Interior y Defensa

La segunda sesión extra de la Cámara de Senadores de este martes volvió a quedar sin cuórum para el debate sobre la seguridad e interpelación de los ministros de Interior y de Defensa Nacional.

Luego del incidentado primer intento por sesionar, la convocatoria a una segunda sesión extraordinaria en la Cámara de Senadores logró el polémico juramento de Raúl Torres Kirmser como miembro del Consejo de la Magistratura.

Sin embargo, a la hora de tratar los temas concernientes a la seguridad nacional, se volvió a carecer de cuórum.

Lea más: Ejecutivo asegura estar abierto a las explicaciones

De esta manera, quedó sin ser resuelta la posible interpelación a los ministros del Interior, Juan Ernesto Villamayor, y de Defensa Nacional, Bernardino Soto Estigarribia.

Los secretarios de Estado están bajo la mira de las bancadas de Patria Querida, el Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA) y un sector del movimiento Honor Colorado, a raíz de los consecutivos hechos criminales registrados en el territorio paraguayo.

No obstante, el sector oficialista intenta volcar la balanza y poner paños fríos a esta posibilidad.

Relacionado: En Senado deciden hoy si interpelan a ministros del Interior y de Defensa

Uno de los hechos más recientes es lo acontecido en la estancia Taguató del distrito de Mariscal Estigarribia, Departamento de Boquerón, el domingo último. El asesinato de dos niños y sus abuelos durante el saqueo al establecimiento ganadero volvió a enlutar a todo un país.

El ambiente de inseguridad también se vivió en la madrugada del pasado 7 de julio en el distrito de Liberación, Departamento de San Pedro, cuando delincuentes sitiaron la ciudad para alzarse con un botín de G. 1.200 millones.

El ataque dejó a un joven de 18 años muerto esa mismo día y se cobró una segunda víctima este lunes, que estaba internada en el Hospital de Trauma.

El pasado 16 de junio, el escenario de la violencia fue la Penitenciaría Regional de San Pedro, donde un sangriento motín protagonizado por sindicados como miembros del grupo criminal Primer Comando Capital (PCC) y el clan Rotela dejó 10 reos muertos.

Este suceso desencadenó una serie de movidas en las direcciones penitenciarias, sin llegar a salpicar a ningún secretario de Estado.

Todo esto se suma, por ejemplo, a los 83 homicidios registrados en lo que va del año en el Departamento de Amambay. La mayoría de los casos son de sicariato.

Dejá tu comentario