Economía

Sector privado pide no aumentar tasas y ampliar debate tributario

Representantes del sector privado debatieron ayer sobre la reforma tributaria y el paquete de leyes que se estudiará en marzo. Los empresarios piden no ampliar las tasas impositivas y se mantendrán en alerta.

El encuentro de los ejecutivos tuvo lugar en la sede del Centro de Regulación, Normas y Estudios de la Comunicación (Cerneco). Beltrán Macchi, presidente de la Federación de la Producción, la Industria y el Comercio (Feprinco), manifestó que la postura de los empresarios será la de exigir no aumentar las tasas impositivas y pidió ampliar la discusión sobre la reforma tributaria, puesto que hay mucha confusión al respecto.

En ese sentido, indicó que si bien el ministro de Hacienda, Benigno López, les prometió que no habrá aumentos de tributos, en los proyectos originales de la cartera se evidencian aumentos de las tasas en todos los frentes. Además, siempre pueden surgir modificaciones en el Congreso, remarcó. Por tal motivo, instó al sector privado a inmiscuirse en el tema y mantenerse al tanto de cualquier cambio que pueda surgir en el paquete de leyes presentado por el Poder Ejecutivo. Añadió que no se trata solo de analizar las tasas, sino que se debe ver la base imponible, qué se grava y qué no se va a gravar.

“La posición del sector empresarial es no tocar las tasas, es una de las premisas. Para la renta (Iracis), quieren subir a 8% la distribución de dividendos y vamos a solicitar que permanezca en 5%. También se pretende subir el IVA al 12% en el proyecto original, tomándole la palabra al Gobierno, eso no va a ocurrir. Entonces nos queda ver qué productos quedan fuera del IVA o tratar de incluir a los sujetos que están fuera del sistema, cómo reducir la informalidad”, expresó.

El titular de Feprinco también solicitó definir de una vez cuál es la real presión tributaria del Paraguay, dado que se tiene un escenario mucho más amplio que el promocionado triple 10 (10% IVA, 10% de impuesto a la renta y 10% de impuesto a las personas físicas), algo que se maneja con mucha ligereza.

Acerca de la prejudicialidad, comentó que ya es una lucha empezada hace tiempo y los congresistas ya adelantaron que no va a tener respaldo porque es inconstitucional.

PRUEBA DE AMOR. Macchi remarcó que el Estado debe mejorar el gasto público, porque resulta muy fácil subir los impuestos para los que ya están pagando, pero es muy difícil reducir los gastos superfluos. Al respecto, los empresarios piden una prueba de amor financiera al ministro de Hacienda, en el marco de la reforma tributaria.

“También hay que pedirle una prueba de amor con el gasto. Algún ahorro importante en algún rubro, un plan financiero para ajustarse a la realidad”, destacó.

Acerca de los aumentos salariales a diferentes carteras, dentro del PGN 2019, aseguró que esto no se puede hacer a cambio de nada, y que debe haber una retribución para el país.

También manifestó que el blindaje de los ingresos adicionales para el Tesoro, como prometió el ministro López, tiene que hacerse con base en fondos de desarrollo y que en él se aprueben proyectos de los distintos ministerios, para evitar que se destinen a aumentos de salarios. El control debe hacerse con participación pública y privada, apuntó.

Dejá tu comentario