Nacionales

Salyn Buzarquis: "No temo a nada, yo pedí mi desafuero"

El senador liberal Enrique Salyn Buzarquis afirmó que no se esconde de la Justicia ni de la ciudadanía. Pidió su desafuero para culminar el proceso que lleva sobre supuesta usurpación de funciones públicas y lesión de confianza.

El legislador por el Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA), Enrique Salyn Buzarquis, expresó tajante que desea culminar con el proceso judicial que afronta desde hace unos cinco años.

"Vengo a ponerme a disposición de la Justicia, no temo nada. Yo pedí a mis colegas que me den el desafuero", aseveró este miércoles durante una conferencia de prensa.

Buzarquis brindó estas declaraciones luego de que su nombre saltara en la lista de los parlamentarios que siguen en sus cargos legislativos, pese a contar con causas abiertas por corrupción. Aclaró que su intención en ningún momento fue evadir a la Justicia.

Nota relacionada: Aún siguen 11 legisladores procesados

Calificó dicho proceso como una persecución política por parte del presidente de la República Horacio Cartes. "Me denunciaron y me tengo que defender como cualquier ciudadano. Me quisieron joder la vida. Vengo a ponerme a disposición”, sentenció.

Por último, aseguró que obtendrá el sobreseimiento definitivo de la causa e indicó que solicitará que su pedido de desafuero sea tratado sobre tablas este jueves en el Senado.

El representante de la Cámara Alta fue imputado en su rol como ministro de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) durante el Gobierno de Federico Franco. Se habla de un supuesto perjuicio al Estado paraguayo de USD 600.000.

Supuestamente, el político liberal, cuando era titular de Obras Públicas, firmó un convenio sin autorización con una empresa italiana para realizar estudios de suelos que ya habían sido realizados por otra firma.

Lea más: Buzarquis dice que es un perseguido

La indignación de la ciudadanía se hizo sentir y se va extendiendo contra otros miembros del Poder Legislativo. El primero en dar un paso al costado ante la presión que ejercieron las manifestaciones y escraches fue el político colorado José María Ibáñez.

Las protestas no dieron tregua ni descanso, luego de que 53 legisladores blanquearan a Ibáñez. El mismo fue salvado por sus colegas de perder su investidura por el conocido caso de los caseros de oro.

Finalmente, luego de todo el movimiento ciudadano, el lunes el parlamentario presentó su dimisión. El político colorado fue acusado por estafa, cobro indebido de honorarios y expedición de certificados sobre méritos y servicios de contenido falso.

Dejá tu comentario